Sociopolítica

Los periódicos

Últimamente leer los periódicos es cuestión de echarle ganas, no hay nada interesante, las neuras políticas en primer término y los sucesos en segundo lo tapan todo.

Es divertido ver a esa casta llamada políticos como lo copan todo con sus neuras excepto la sección de deportes, los señores del coche oficial viven en su mundo a parte, ajenos a las preocupaciones de la gente normal cuya máxima aspiración es pagar la hipoteca e ir al fútbol.

La gente normal no suele preocuparse por la política porque ve ese tema como algo escabroso ajeno a sus intereses.

La economía tampoco es algo que quite el sueño al gentío porque lo ven como algo complejo y de difícil explicación, salvo que uno sea pequeño inversor y tenga que estar informado de los vaivenes complejos del mundo numérico.

Los periódicos mas leídos son los deportes porque no tienen malas noticias y ayudan a la evasión de una existencia previsible y anodina.

En los periódicos no se encuentran noticias gratas que te reconcilien con el mundo se da preferencia a los acontecimientos políticos y sanguinolentos, porque todos tenemos nuestro lado morboso, salvo que la sangre te incomode como es mi caso…

Leer el periódico cada día exigen mayor resistencia, un corazón a prueba de desgracias, no se encuentran más que todo tipo de tensiones y conflictos bélicos lejanos que aportan la sangre necesaria para alimentar nuestro morbo.

Antaño podías refugiarte en la crónica social ya que poseía algo de brillo y elegancia pero ahora amarillea con personajes extraídos de una consulta de un siquiatra que da más pena que otra cosa…

Si quieres huir a la sección de deportes solo se menciona el fútbol y algo de formula uno por aquello de alimentar un ídolo nuevo.

Sinceramente lo mejor de los periódicos son los artículos de opinión.

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario