Se pilla antes a un mentiroso… (La actuación del Presidente Zapatero en Tengo una Pregunta para usted)

1
185

Y va la cosa de refranes, porque no hay nada como recurrir a la sabiduría popular para hacerse el interesante, el pseudointelectual o el enteradillo, sin más, como hacen, por ejemplo, los políticos, al menos los españoles, que a los demás no los conozco.

Porque nuestro Presidente Zapatero mintió en su comparecencia ante las cámaras que pudimos ver anoche en el programa ‘Tengo una pregunta para usted’ (excelente formato televisivo), o mejor dicho, y para no faltar a la verdad ni ofender a nadie, que la ofensa no es mi arma, diré que ‘donde dijo digo dijo Diego’, y sigo con los refranes, o, lo que es lo mismo, que negó la evidencia, que negó una promesa que todos, o al menos los que estábamos atentos, le habíamos escuchado formular.

Ante la pregunta de un ciudadano anónimo, en realidad tiene nombre, y lo dijeron, pero como no me acuerdo lo aceptaremos como anónimo, el Presidente negó hasta tres veces, como Pedro a Jesús, la promesa que había realizado ante el Congreso de los Diputados el 3 de julio de 2007, día en el que Zapatero prometió Pleno Empleo para ésta, su segunda legislatura, y para que se pueda comprobar aquí dejo el audio de su actuación que, tan amablemente, ha colgado la Cadena Ser en su página Web: Promesa de pleno empleo de Zapatero.

Pues bien, anoche, y ante la pregunta de este ciudadano, que llamaremos anónimo, Zapatero juró y perjuró que nunca lo había prometido, con lo cuál demostró ante España que no le importa mentir cuando la situación lo requiere.

No importa ya lo que dijo durante el resto del programa, su convincente retórica ya no funciona, porque los hechos no la sustentan, y todo el mundo sabe, que toda retórica en el aire acaba por desvanecerse.

Creo, sinceramente, que Zapatero se ha visto sobrepasado por esta crisis, y que está adoleciendo, claramente, de altura política. Está nervioso, da palos de ciego, y no sabe como desdecir lo que antaño prometió.

Yo tenía fe en Zapatero, la verdad, me convencían sus intenciones, y su espíritu renovador, pero he de decir que me ha decepcionado, porque lo peor que puede hacer un dirigente político que aún conserve su ética es mentir a su pueblo, y Zapatero, anoche, mintió.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here