CHARLAS A PRECIO DE ORO E INEXPLICABLES

0
111

No es explicable el por qué de unas charlas y menos lo que los charlistas o conferenciantes cobran por las mismas; puesto que más que por méritos propios, pareciera por la evidencia, de que esos pagos y por lo alto de los mismos, fueran algo así como pagos a posteriori por los servicios prestados a intereses agradecidos y que por lo cuantioso de lo recibido en su momento, ahora resarcen algo de lo mucho recibido por el que en su momento y teniendo el poder necesario, otorgara lo que fuere a esos intereses agradecidos que hoy le pagan, a quién por otra parte nada necesita, puesto que su porvenir lo tiene asegurado precisamente por el puesto que ocupara y que le permitiría vivir sin preocupaciones el resto de su vida. ¡Pero o la avaricia y la fama!

Me refiero hoy concretamente al ex presidente norteamericano, George W. Bush y que puede ser considerado posiblemente, como el peor de todos los presidentes que ha tenido esa nación; por cuanto aparte de otras cosas, en su mandato metió al país en dos guerras que como antes ocurriera con Vietnam, son guerras perdidas y costosísimas, para EE.UU.; puesto que tanto en Irak como en Afganistán, la guerra está perdida y las masacres producidas, amén de los muertos propios, no van a servir para nada. No olvidemos los atentados sobre Nueva York y otras zonas, (el famoso «11 S») y que costaron, aparte de los cuantiosísimos daños, varios miles de víctimas mortales y otra mucha mayor cantidad de heridos y marcados de por vida, por tal catástrofe.

Aparte de ello y por si fuera poco; este nefasto gobernante («mundial» por su trascendencia en todo el planeta) y en su mandato, se ha producido el mayor fraude (robo) de dinero de todos los tiempos, por cuanto un judío incontrolado (Madoff), ha logrado que se esfumen una cantidad de millones de dólares (más de 50.000), que aún está por totalizar; y que unido a otros («no judíos»); han creado tal situación económica en Estados Unidos y muchos otros países extranjeros, que ha logrado sumir al hasta ayer mismo, rico  o bien acomodado (en mayoría) pueblo norteamericano; en una depresión económica que se evalúa peor aún que el famoso crac de 1929; por lo que su repercusión afecta a muchos otros países, cuyos buitres, posiblemente; actuaron en connivencia con «la gran familia de buitres capitalistas mundiales», que son los culpables de todo: pero más que ellos, lo son los políticos consentidores de estos robos.

Pues bien… tras todo este cúmulo de desastres; a este nefasto gobernante y tan sólo unas semanas después de echarlo del sillón presidencial; da una charla en Canadá en uno de los feudos del conservadurismo (Calgary) y por la que le pagan nada menos que cien mil dólares (ABC 19-03-2009). Charla que podemos imaginar, en este individuo que posiblemente los únicos libros que lea, sean los resultados de sus muchos negocios como rico capitalista que es; por lo que esa charla sería de… «pregunte lo que quiera que yo le diré lo que me de la gana». Pues este individuo intelectualmente es una nulidad manifiesta y que ha demostrado en sus ocho años de… ¿mandato?

¿Pero es que ésta mascarada es una excepción? ¡No! La excepción son los devastadores hechos que este individuo ha protagonizado y permitido; pero a escala menor aunque igualmente de escándalo; hay para escribir libros y libros, sobre tantos y tantos mandatarios inútiles, que sin escrúpulo alguno y en vez de permanecer ocultos en sus suntuosos retiros, aún salen para lucir «sus bellezas e inteligencias»… riéndose del mundo al que han engañado y expoliado.

Se da el caso que incluso funcionarios «menores» y que han ejercido la política (si es que alguna vez dejaron de practicarla) se lanzan a dar charlas o conferencias, que les han pagado empresas o empresarios, que en su propio juzgado tenían casos pendientes y que tras solucionarlos este juez, contratan al mismo para dar charlas en el extranjero y se las pagan a precio de oro puro. Es el caso del muy desprestigiado (pero aún en ejercicio) juez Garzón, al que el Banco de Santander y autorizado por su presidente Emilio Botín; ha pagado una cantidad de dinero, inexplicable para cualquiera que analice ese hecho; salvo que fuese ese pago por servicios prestados, lo que ha dado lugar hasta el que sea editado un libro, en el que se trata de explicar la fabulosa fortuna del actual juez, que lo sitúa a la cabeza de los ricos del «gremio».

Sí… el problema más grave no es la crisis económica… «es todo lo demás».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here