Sociopolítica

¿POR QUÉ NO FUNCIONA LA POLÍTICA?

No es difícil (pienso) el explicarlo, aunque comprenderlo sea dificilísimo: veamos: Lo primero que hay que pensar es que los políticos que nos asolan, no han venido de Marte  o Plutón… han nacido en este planeta y han sido engendrados y paridos de igual forma que al resto; por tanto hay que pensar, que si los políticos son malos o pésimos, es que el resto de la humanidad es de similar “pasta o materia”; no podemos pedir por tanto, nada que el resto no podría hacer sino algo similarmente.

Entonces queda claro que no es la clase política la que está mal  preparada, es que y en general (sálvese el que pueda) toda la humanidad está pésimamente preparada y por tanto, los frutos que de ella se desprendan y de cara a la sociedad, siempre serán similares, o sea y en concreto… que aquello “bíblico” de ganarás el pan  con el sudor de tu frente… la humanidad en general entiende que ha de ganarlo con… “el sudor del de enfrente”; por tanto el “homo depredadorus”, sigue siendo el principal enemigo de todos y  por ende de sí mismo… aunque esto sea mucho más difícil de explicar y menos en un artículo que va a intentar hablar de la corrompida política que padece todo el planeta.

La política es o debiera ser una vocación, pero igualmente es un oficio  y por tanto… Lo mismo que cualquier oficio, la política debiera tener escuelas y “talleres”, para enseñar el oficio a aquellos que de verdad tuviesen la vocación política y tras enseñarle que, “la política es el arte de gobernar bien a los pueblos”; les fuese inculcado que ese trabajo vocacional, no puede envilecerse y menos comercializarse, puesto que se trata de servir al pueblo y no de servirse de él… por tanto cualquier cargo por mínimo que sea, es una carga y a mayor cargo, mayor carga… puesto que no olvidemos nunca que cargo viene de carga.

Así pues, debieran antes de entrar en ese oficio, pensárselo muy bien aquellos que de verdad sientan ese hermoso impulso, puesto que lo es y debiera rescatarse esa valoración y anular la repelencia que hoy ocasiona, simplemente la palabra política/político, puesto que aunque está ya dicho todo, pero conviene recordar.

¿Cómo unos incapaces pueden gobernar algo? Confucio dijo hace mucho tiempo (2500 años) que quien no sepa gobernar su casa que no gobierne al  pueblo. Aquel sabio y el que curiosamente, sus enseñanzas se están estudiando de nuevo  en ese híbrido (comunismo/capitalismo) cual es la China actual… aquel sabio (digo) enseñó el que antes de entrar en política, había que haber llegado  a una edad y a unas experiencias, que sólo dan  la vida vivida y las obligaciones contraídas… aprendiendo y sabiendo bien un oficio, habiendo sabido obedecer a  padres y maestros, habiendo sabido formar casa propia o negocio, habiendo sabido engendrar o parir a la prole y  luego saberla cuidar y enseñar; y tras todas esas enseñanzas y años vividos… entrar en política, puesto que la política no es otra cosa que saber dirigir y gobernar a otras familias.

Dudo que  Confucio hubiese confiado gobierno alguno a la inmensa mayoría de inútiles actuales; y por descontado que para votar, hubiese exigido muchas  más experiencias y requisitos que hoy exigen los denominados progresistas… y nadie entienda “nada malo”, sino que aquel hombre (que fue de carne y hueso) daba preferencia siempre… “a la diosa Experiencia”.

Estoy escribiendo esto, el mismo día en que “unos  cuantos de estos inútiles actuales”, se han reunido en Chile para no hacer otra cosa que “marear la perdiz”, puesto que estos y por lo que han hecho o consentido, no saben administrar ni… “un puesto de pipas y caramelos”.

Tienen que reunirse para dar “el pego”, o sea para simular que hacen algo cuando nada hacen, puesto que lo primero que tendrían que hacer, era bajarse sus sueldos un cincuenta por ciento, limpiar de parásitos todas las administraciones y que todo ese dinero, volviese al pueblo al que se lo han exprimido. Es la iniciativa privada la que crea riqueza y futuro, los políticos salvo excepciones, lo que hacen es malgastar el dinero. Así de simple y así de sencillo. Pero ¿cómo van a eliminar tanto parásito si son a esos parásitos a los que deben los cargos? ¿Qué político hoy en día y en la iniciativa privada y dando el pecho hubiese hecho carrera en toda su vida? Son gente (en general y sálvese el que pueda) que no teniendo capacidad para otra cosa, se dedicó a la política para llegar a donde pudiese, pero siempre tratando de asegurarse su porvenir de por vida y costase lo que costase. Esa es la estampa que a mi me presenta la realidad de estos inútiles, que no sabiendo hacer apenas nada… ¿qué van a hacer? Pues destruir todo lo que nosotros y con nuestro ímprobo trabajo, logramos durante muchas décadas… yo mismo, llevo trabajando más de sesenta años y seguiré mientras viva. ¿Qué han hecho de positivo la inmensa mayoría de ellos?… vivir siempre del dinero público.

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario