Sociopolítica

Europa en la Modernidad: Democracia, Derechos Humanos, Desarrollo Económico, Bienestar Social y Diversidad Cultural

Parlamento Europeo – Estrasburgo

 

 

Dr. Belisario Rodríguez Garibaldo

brodgari@hotmail.com

http://www.pa/secciones/escritores/rodriguez_belisario.html

 

No se niega la realidad del colonialismo europeo (base de su originaria acumulación económica) entre el siglo XV y siglo XIX, que culmina en el siglo XX al finalizar la IIª Guerra Mundial desde la creación de las Naciones Unidas en 1948 con la Declaración de los Derechos Humanos que permite empezar a desmantelar los vestigios coloniales con la emancipación de nueva naciones en América, Asia y África. Europa ha realizado un ‘mea culpa’ de los errores de sus ancestros, incluyendo el nazismo y el holocausto contra los judíos, siendo de crucial importancia en su presupuesto a las ayudas, contribuciones y financiaciones a la cooperación internacional al desarrollo hacia países en vías de desarrollo. 

 

Siendo justos y congruentes, con Europa (al igual que España), actualmente se puede observar mas discriminación racial en América Latina (México, Colombia, Brasil, Venezuela, Centroamérica, etc.), donde subyace una discriminación racial y clasista que es parte de una cultura heredada como herencia del colonialismo, el vasallaje, la esclavitud y la dominación criolla, vigente en la actual estructura social con racismo y clasismo social en tercer mundo y nuestra América Latina (y EE.UU.). En Europa (y en España) puede haber un poco de discriminación contra razas minoritarias, a niveles mínimos en comparación con América Latina (y con respecto Estados Unidos), y en el Tercer Mundo en general, siendo apenas una discriminación de parte de una minoría marginal producto de la ignorancia, pues la mayoría de los ciudadanos(as) son personas decentes, profesionales, trabajadores, cultos y solidarios, además que existen leyes penales y administrativas que prohíbe a la discriminación social.

 

En Europa existen leyes y juzgados que sanciona a la violencia social, a la violencia de género y la violencia racial, sea esta violencia física, psicológica, verbal, maltrato, abandono, exclusión y discriminación, que protege por igual a todos los sectores, sean hombres, mujeres, niños, jóvenes, ancianos, discapacitados, etnias raciales y nacionales, diversidades de preferencias sexuales, etc. con protección legal en el ámbito familiar, comunitario, social, económico, laboral, etc. Los hechos reportados de acciones de golpizas contra minorías raciales en Europa, son hechos aislados y minoritarios, realizados por grupos marginales de neo-nazis (cabezas rapadas), que son juzgados y sentenciados por violar a las leyes anti discriminación, leyes penales de lesiones personales, de agresión física y homicidios. Es la clara existencia de una legislación protectora anti discriminación racial, anti xenofobia y otra formas de discriminación social, como una política oficial del Estado en materia de protección social de minorías y sectores vulnerables.

 

En los Estados Unidos aun persiste un trato discriminatorio para negros, hispanos y asiáticos, donde hasta la policía ha sido objeto de denuncias por malos tratos a minorías étnicas (no olvidemos el caso de la golpiza policial al afro-americano Rodney King que desato a los disturbios raciales de Los Ángeles de 1992). La frontera de EE.UU. con México es vigilada por grupos de ciudadanos norteamericanos cuasi-paramilitares (‘Minute Man’) que se dedican a cazar inmigrantes mexicanos y centroamericanos; el servicio de guarda costa norteamericano de Florida se ha dedicado a evitar (no ayudar) a que balseros cubanos pisen tierra norteamericana (incluso hundiendo sus precarias embarcaciones), por la existencia de la ley ‘pies secos’ aprobada por el Congreso americano que otorga asilo inmediato a todo cubano que pise tierra norteamericana (recordemos a las escenas televisivas de lanchas guarda costas norteamericanas hundiendo con mangueras de presión a precarias balsas cubanas antes de arribar a las costas de Florida, mientras que desesperados balseros cubanos se hunden, nadando hacia la playa en donde residentes cubanos-americanos le apoyan con gritos de ayuda esperando para que alcancen a tierra norteamericana, como la tierra prometida de libertad). Los Estados Unidos basan su Constitución en la Libertad y Democracia, y la igualdad, justicia social y derechos humanos parece relegada frente al desarrollo económico basado en su espíritu utilitarista que se funda en la expansión del gran capitalismo liberal y su destino manifiesto a nivel mundial.  

 

Por el contrario en España y Europa, donde la policía ha sido adiestrada por años en el respeto a los derechos humanos ciudadanos, existiendo brigadas policiales especiales en tratos a inmigrantes. En Europa los servicios de fronteras y guarda costas se dedican a la misión de vigilancia a evitar a la inmigración ilegal, respetando a los derechos humanos de inmigrantes, siendo llevados los inmigrantes ilegales (generalmente norfricanos) a albergues temporales, con alimentación adecuada y trato medico (recordemos a la escenas televisivas cuando una patera de africanos en medio de la tempestad marina invernal del mediterráneo, al ser avistada cerca de la península ibérica, en donde servicios de guarda costas les atiende con médicos, alimentan y dan de beber, mientras cubren sus cuerpos en hipotermia con frazadas para el frío, hasta ser llevados a albergues temporales en espera a un debido proceso de deportación). 

 

Esto es así, porque los valores Europeos, consagrados en la constitución europea (Tratado de Maastricht) hace énfasis en la Democracia, los Derechos Humanos, el Desarrollo Económico, el Bienestar Social, el Multiculturalismo y la Tolerancia, basado en los principios democráticos de la Revolución Francesa de 1789 que establecen a la era moderna con los valores de la Libertad, la Igualdad y la Fraternidad, donde el himno de la Unión Europea es el ‘Himno de la Alegría’ del Quinta Sinfonía de Bethoven, cuyo coro reza “Ven, canta, sueña cantando, vive soñando el nuevo sol, en que los  hombres volverán a ser hermanos… Si es que ya no encuentras la alegría en esta tierra, búscala, hermano, más allá de la estrellas.”. 

 

La Unión Europea asumió funciones y poderes confederados delegados por los Estados Nacionales Europeos, sin que estos dejaran de existir, manteniendo sus actuales gobiernos y leyes nacionales, pero en convergencia con las actuales legislaciones e instituciones comunitarias. La Unión Europea tiene una Constitución (Tratado de Maastricht), bandera común, moneda común (euro) emitida por un Banco Central Europeo, Himno europeo (Himno de la Alegría de la Quinta Sinfonía de Bethoven), un Parlamento Europeo (sede Estrasburgo), una Presidencia rotativa (sede Bruselas, capital de la Unión Europea), con un Consejo Federado (Comisión Europea, con diversas Secretarias por áreas: Política Exterior y Defensa, Educación y Trabajo, Economía y Comercio, Innovación e Infraestructura, etc.), tiene un Tribunal Europeo de Justicia, mas un Consejo Europeo de Derechos Humanos, con un Tribunal Constitucional Europeo; además preparan a la creación de una Fuerza Armada Europea Común (EUROFOR) que irá desplazando al dominio militar trasatlántico de la OTAN, demarcándose un tanto de los EE.UU. La Unión Europea existe como una realidad actual, sin fronteras para todos sus ciudadanos (con pasaporte común) y comercio entre sus pueblos (y no a la guerra entre los pueblos), sin controles migratorios ni aduanas para sus ciudadanos y residentes. En España (y Europa) pueden existir diferencias culturales entre comunidades autónomas regionales, como ocurre en otros países Europeos (entre diversas regiones), en tanto ha sido parte de la historia de España (y de toda Europa), que son nacionalidades históricas diferentes, con lenguas y culturas diferentes, en tanto España (como toda Europa), conforma una federación de naciones (como es la Unión Europea una confederación de naciones).

 

De existir alguna marginalidad de ciertas minorías raciales, como en la comunidad gitana europea, la comunidad árabe-europea (europeos de ascendencia árabe) y la comunidad afro-europea (europeos de ascendencia africana), que en algunos casos suelen vivir en periferias de las grandes ciudades, pero existen políticas oficiales de protección de vivienda social para minorías y diversos sectores desfavorecidos, creadas por el Estado, a precios mínimos de mercado, para satisfacer a la demanda de los menos favorecidos, así como otras muchas ayudas de políticas sociales (pensión de desempleo, inclusión social-laboral, salud pública, seguridad social, educación pública, etc.). Además de la promoción legal de la integración social sin exclusiones discriminatorias, en los cuales todas las profesiones y oficios deben tener derechos sociales, laborales y humanos, donde los empresarios que contraten deben constituirse legalmente, respetando a las leyes de derechos sociales, pagando impuestos al Estado y la seguridad social, existiendo regulaciones especiales para trabajadores migratorios, donde el inmigrante residente legal es tratado como otro trabajador profesional del país, teniendo los trabajadores garantizados los derechos a contrato laboral, afiliación a la seguridad social, salario base, prestaciones medicas, vacaciones y prestaciones sociales, como debe ser en una sociedad moderna.

 

Con respecto a la diversidad social, a la existencia de derechos civiles sociales con leyes que promueven el respeto a la diversidad sexual y de genero, de edad y discapacidad, con tolerancia incluyente a la diversidad multicultural, racial y social (suscrito en Convenciones Internacionales de Derechos Humanos), con separación laica de Estado e Iglesia con laicismo en educación publica y libertades de culto e ideas, con el debido respeto a una educación religiosa en centros educativos religiosos (optativa en educación publica), con educación en valores para una ciudadanía libre, democrática y responsable, formando a niños y jóvenes para la complejidad de la vida moderna, además de políticas sociales del Estado de Bienestar Social, que buscan alcanzar niveles óptimos de protección social para sectores menos favorecidos y para toda la ciudadanía en general.  Es el ejemplo de la actual normativa en España, Europa y países de primer mundo, que han avanzado de sociedades atrasadas, feudales y oscurantistas, a niveles de modernidad con desarrollo económico, bienestar social y estabilidad política democrática, que es sin duda la correcta senda del progreso de la civilización humana, alcanzado gracias a la democracia moderna y la ciencia-técnica, que permite a la libertad e igualdad plena del ser humano, respetando las ideas, culturas, razas, sexo y religión de todos(as) los ciudadanos(as), sin privilegios ni discriminación social en el marco de un debido Estado Social de Derecho, con una Economía Social de Mercado, en una Democracia plena.

 

De la inmigración en Europa y España, se intenta controlar legalmente a la inmigración ilegal (como ocurre en todo el mundo), pues existen mafias de trata ilegal de personas que se busca combatir y minimizar mediante leyes sancionadoras y vigilancia de orden publico, todo aquel que entra subrepticiamente por la frontera mediterránea o aeroportuaria sólo con visas turísticas (o sin visado) al quedarse al vencer el plazo, puede llegar a ser deportados (y retenidos en el proceso hasta 30 días), si antes no tramita debidamente su permanencia en el país; aquellos que entre legalmente, con visado de estudios o visado de trabajo debidamente obtenidos en las embajadas españolas o europeas, que tramitan su residencia (Dirección de Extranjería) y permiso laboral (Ministerio de Trabajo) de acuerdo a la ley, no deben temer a ser deportados, pudiendo residir libremente en el país.

 

De igual forma en la actual legislación española todos los iberoamericanos y nor-africanos (por razón de comunidad histórica con España) pueden solicitar el arraigo así como la nacionalidad española al acreditar dos años seguidos de residencia legal en España, hasta tres años de residencia legal para otros europeos (Unión Europea), cinco años de residencia legal para el resto del mundo, y hasta sólo un año de residencia legal si está casado con cónyuge español(a), además del trámite de nacionalidad para hijos y nietos de españoles que nacieron en el exterior, como también existe el tramite de ayudas para reagrupación familiar de inmigrantes para traer a cónyuge e hijos desde el extranjero. Existe transparencia y seguridad jurídica en los procesos de homologación de diplomas extranjeros (Ministerio de Educación), existiendo para los iberoamericanos e inmigrantes, varios incentivos laborales (por áreas laborales), prestaciones sociales complementarias e incluso de financiación a la micro-empresa, así como capitalización de remesas para inversiones en su país de origen. El residente extranjero que por razones de desempleo quiera volver a su país de origen, tiene derecho a seguir cobrando su pensión de desempleo, comprometido a volver en unos cinco años, aunque no todos se acogen voluntariamente a la medida, toda vez que siempre estarán aun mejor en España que en sus países de origen en vías de desarrollo, en donde la situación real suele ser de un precario subdesarrollo socioeconómico, pero siempre es mas posible volver a encontrar empleo en un tiempo definido en España, gracias a la eficacia de las bolsas de oferta y demanda de empleo del Instituto Nacional de Empleo (INEM) del Ministerio de Trabajo de España.


Cabe anotar una variable económica al respecto: España (como en toda Europa), aun en el contexto de la actual crisis económica mundial, por razones demográficas (baja tasa de natalidad / envejecimiento poblacional) y socio-económicas (contribución del inmigrante a la productividad económica, impuestos públicos y seguridad social), se requiere al inmigrante en su economía, en el sector agropecuario, construcción, hosteleria, comercial, industrial, servicios, recreativo, milicia, etc. e incluso en ciertas profesiones técnicas y ramas científicas, pero la legislación migratoria y laboral (residencia y permiso laboral) deberá intentar mantener una estabilidad congruente entre la oferta laboral y la demanda laboral extranjera por área y sector, en virtud de que las ofertas laborales de empresas y/o agencias de colocación serán requeridas antes de la aprobación legal de los permisos y residencias laborales. El que entre de forma ilegal tal vez puede llegar a ser deportado, en razón que todo gobierno responsable deberá mantener una política de protección de fronteras y contra la inmigración ilegal, así en Europa como ocurre en el resto de los países del mundo.

 

La inmigración, migración y flujos migratorios parece un drama actual del subdesarrollo económico que exporta inmigrantes (y fuga de cerebros) al primer mundo que les requiere, pero realmente no es un fenómeno nuevo, pues las migraciones han existido a lo largo de toda la historia de la humanidad (la especie humana suele ser sedentaria haciendo todo lo posible para tener un mejor entorno, pero puede ser migratoria en busca de mejores condiciones de vida), donde los ejemplos abundan en la historia humana, tal como demuestra a la diáspora histórica del judaísmo, y en nuestros países americanos (incluso EE.UU.) que también (como Europa) somos naciones conformadas históricamente por la confluencia de diversidades de nacionalidades y razas. Eso es modernidad y progreso.

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario