Sociopolítica

LOS CLASE MEDIA Y TODOS LOS DEMÁS

He escrito muchas veces sobre la incomprendida clase media y de los burgueses; puesto que para mí es lo mismo una que otra clase; ya que fueron y siguen siendo esa clase  emprendedora que fue, es y seguirá siendo, la verdadera creadora de riqueza material e  inmaterial en la que se sustentan las verdaderas sociedades que progresan; por tanto las bases y realizaciones están muy lejos de lo que han realizado esa plaga que nos ha caído encima y que cabalgaron (no creo se atrevan ya a seguir cabalgando) con una palabra tan prostituida que ya da risa o pena hasta el nombrarla… progresista, o progresía; cuyos miembros de lo único de que se han preocupado es de progresar ellos y sobre la base del trabajo de los demás; o sea lo que hizo siempre la denominada “nobleza” y que impuso incluso en sus leyes… “que el trabajar con las manos era signo de plebeyo”, por tanto despreciable para esa alta aristocracia, felizmente cuasi desaparecida; pues ya hasta “los marqueses” tienen que buscarse la vida trabajando o cuidando de sus mermadas haciendas.

Viene a cuento este preámbulo por cuanto una lectora argentina me escribe y dice en relación a un párrafo de uno de mis artículos recientes, lo que sigue:

“Uno de los grandes problemas argentinos es que el 80% de la clase media cree que está más emparentada con la clase alta (sólo el 9% de la población) que de las villas de emergencia. ¡Qué lindo sería contar con una clase media con los pies sobre la Tierra!”

Y a la que le respondo:

El verdadero clase media, sabe asumir con dignidad su propia clase y no se considera de otra, puesto que el verdadero clase media, SE HA HECHO A SÍ MISMO Y CON ENORMES FATIGAS; por tanto no envidia (tampoco desprecia) a nadie, se sabe tan seguro que se ríe del resto, en el buen sentido de esa risa que no es de orgullo sino de satisfacción por haber llegado a las metas que se propuso. Se sabe muy útil para la sociedad donde trabaja y ello es el máximo pago para su ego inteligente. ¿Que hay en ella otros a los que domina la ambición y la vanidad por tener mucho más y codearse con los que se dice son poderosos…? a mí ese tipo ya no lo considero un clase media, simplemente es uno más de los desgraciados a los que domina el dinero y se convierten en esclavos del mismo; produciendo todos los desastres que la ambición desmedida produce y cuya prueba última es la depresión económica que existe, que es ilógica puesto que sobran medios y producciones de todo lo que necesita la sociedad y el problema era, es y será, el colocar lo mucho que sobra, en otros mercados que por falta de medios, no pueden adquirir estas sobras. Pero esto es entrar en el terreno de la nefasta política que sufrimos y que es la culpable de todo por no saber gobernar con equidad aceptable.

Y como ya he dicho en otros escritos; No se olvide nunca que son las clases medias los motores más fuertes y mejores con que cuenta cualquier país del mundo para progresar de verdad y ello viene de viejo; puesto que los burgueses fueron los que pusieron a caldo a “los señores de vidas y haciendas” y por ello siguen siendo la clase más importante que reitero, cuenta una nación.

Pero la política que soportamos, se ha decantado en gran medida en dar todo tipo de facilidades a los grandes especuladores y mantener con dádivas y limosnas a los del otro extremo; mientras están acabando con esas clases medias y de una forma idiota, puesto que ello ya se está pagando y se pagará a mucho más alto precio por la ruina que supone la desaparición de las imprescindibles clases medias y de lo que estuvo convencido hasta el tan criticado Franco, que así se lo manifestó a un alto enviado del gobierno norteamericano en una entrevista histórica y que fue publicada en un libro en dicho país… “pero es claro de esas cosas hoy es pecado hablarlas o recordarlas, aquí lo que interesa es gastar dinero en buscar cadáveres de poetas muertos (caso reciente de García Lorca) y otros desgraciados que ya nada pueden aportar… al menos sus restos óseos… sus obras sí y esas son las que hay que difundir y cultivar en lo positivo de las mismas”.

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario