Sociopolítica

La visita del Papa

EL CRISOL    –    Pascual Mogica Costa

                     

    Con el fin de que quede exenta de toda polémica la próxima visita del Papa a España, concretamente a Santiago y a Barcelona, y con el fin de dar la máxima trasparencia a todo lo que pueda estar relacionado con el costo de la visita del jefe del Vaticano, y principalmente a los gastos que se puedan ocasionar y con el fin de que no suceda lo que en Valenciana en la visita papal que tuvo lugar hace ya casi cuatro años y aún no se ha podido saber lo que costó esta visita, según los datos que se han podido recabar iba por los doce millones de euros, y dado que no corren días de vino y rosas, yo me permito a sugerir a la comisión que se encarga de planificar la visita de Benedicto XVI, la conveniencia de adoptar determinadas actuaciones tendentes a que la visita del Papa no sea gravosa para los españoles.

     Para llevar a cabo lo anteriormente dicho, yo sugiero que se confeccionen camisetas con los colores de la bandera del Vaticano, amarilla y blanca, portando el escudo de este Estado en la parte delantera y en el dorsal el nombre del Papa con el número 16 debajo, yo pienso que se podrían vender, si es verdad que hay tanto católico practicante en España, tantas camisetas como las que se venden con el nombre de Cristiano Ronaldo o Messi.  Desde luego, y esto es muy importante, las camisetas deberán lucir el nombre de un espónsor que estoy seguro no va a faltar, siempre habrá por ahí alguna emisora de radio que se preste a ello. A todo esto yo añadiría la conveniencia de que para el desplazamiento desde Roma a España lo hiciera en un avión perteneciente a una compañía aérea de bajo costo y si ello no fuera posible en una compañía normal pero en clase turista. Esto también podría ahorrar algún dinero. A esto yo le añadiría la venta de mecheros, bolígrafos, ceniceros, llaveros, gorras y toallas de baño y playa con la imagen del Papa, aunque esto último no se qué tal puede sentar, si bien o mal, ya que no veo muy respetuoso y un tanto irreverente el que la gente las utilice para secarse determinadas partes de su anatomía cuando en la toalla está impreso el rostro del Santo Padre.

     En cualquier caso esta es una idea que lanzo yo por dos motivos: Para que la visita del PP no levante polémicas ni críticas dados los tiempos que corren y para que nadie pueda beneficiarse económicamente de la visita tal y como dicen que ha ocurrido en Valencia. De todos modos doctores tiene la Iglesia. Puede que alguien pueda tomar a broma lo que acabo de decir, admito que algo de cierto puede haber en ello, pero creo que no estamos ni España ni los españoles para gastos que, como en Valencia, puedan ser considerados más que excesivos y nada oportunos.

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario