Ciencia

Los expertos se reúnen para abordar el tema del agua en la zona euro-mediterránea


Este lunes 12 de abril se ha inaugurado en Barcelona la IV conferencia ministerial euro-mediterránea sobre el agua. En esta primera sesión en la que han intervenido numerosos expertos de los países de la cuenca mediterránea, se han expuesto los grandes retos que afrontan las diferentes naciones para responder a una demanda creciente y preservar el medio ambiente. Asimismo, se han valorado las herramientas y oportunidades que existen para una mejor planificación y administración de los recursos.

La gestión del agua en España

La intervención de Juan José Moragues, Presidente de la confederación Hidrográfica del Júcar, ha presentado brevemente el modelo de gestión español que tiende a la integración de todos los recursos en un sistema modernizado. También ha enfatizado que la administración del agua en España se basa en una distribución autonómica que no corresponde necesariamente a las delimitaciones de las cuencas hidrográficas. Por eso, el intercambio de información y de recursos es continuo y se produce dentro de un marco legal importante que abarca todos los procesos y vela por el buen estado de las masas de agua. Dentro de ese marco legal puede destacarse el convenio de Albufeira (firmado en 98) que delimita la gestión de los ríos fronterizos con Portugal o Francia.

Por su lado, Mario Urrea, jefe de la oficina de Planificación de la Confederación Hidrográfica del Segura, ha descrito la realidad de una cuenca deficitaria en la cual la demanda supera los recursos disponibles. La cuenca del Segura es una zona relativamente pequeña en la que residen más de dos millones de habitantes y su fuerte vocación agrícola la hacen depender de las infraestructuras de intercambio. Las situaciones de escasez que afronta con frecuencia desde los años ochenta han obligado a declarar el estado de emergencia en los últimos cuatro años.  Recientemente, la desalinización y reutilización del agua han permitido evitar grandes restricciones y mejorar la oferta.

Los grandes desafíos de la región euro-mediterránea

Ante el crecimiento de la población y de la demanda, la necesidad de encontrar herramientas para la implementación de estrategias convergentes es uno de los principales retos. El responsable francés de Desarrollo Territorial y Responsable, Gilles Pennequin, ha destacado la presión muy elevada que existirá en los próximos años con el desarrollo de la industria y la agricultura. Las poblaciones crecientes de ciertos países y la intensificada actividad económica obligarán los gobiernos a ponerse de acuerdo y planificar conjuntamente sus estrategias para el correcto suministro de agua.

En su intervención, Jeannette Prétot, presidenta libano-francesa de la organización Ambassade de l´eau (Embajada del agua), ha destacado el aspecto humano y la necesidad de desarrollar sistemas que fomenten la paz y la concordia. “Es necesario desarrollar un sistema arbitrario que evite la confrontación entre regiones y tenga en consideración todos los aspectos, tanto la población humana como el medio ambiente”.

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.