Botines de guerra a los victoriosos y a los derrotados

1
37

 

            ¿Qué la política es una guerra y que a ella se va en busca de botín? Ello ya queda fuera de dudas y en la españa de hoy aún más; no hay nada más que analizar los 36 años últimos, tras “el entierro de aquella dictadura” (y a la que le ha seguido “ésta”) y simplemente ver y analizar, los que se han enriquecido o aumentado sus fortunas enormemente y sobre la base, de “la buena administración del dinero público”; imaginemos pues, lo que debe haber tapado y bien tapado, o situado en los paraísos fiscales, repletos de dinero robado en todo el mundo.

 

            Ello no es otra cosa, que el viejo y ancestral (por los muchos siglos en que se practicó “con todas las de la ley”) botín de guerra, que sobre la política de dominio, aumentada con los ejércitos oportunos, los mandatarios de todos los países, acumularon, dejando igualmente buena parte de ese botín, a sus más fieles servidores… se cuenta, que las legiones romanas, le temían más a los períodos de paz que a los de guerra, puesto que en los de paz, les hacían trabajar duramente y sólo recibían “el salario”, pero en los de guerra, les correspondía su parte del botín obtenido. Todo un ejemplo, del que se considera el imperio más civilizador de Occidente y en cuyos cimientos, aún nos sostenemos, puesto que la política administrativa de hoy es copia de la de aquel.

            Reflejaré ejemplos de botín de guerra en los tres siglos últimos, puesto que considero ello bastante significativo para entender… “la razón de la sinrazón o de la fuerza”, ante los siempre indefensos pueblos, que pagan con su trabajo y sangre.

 

            Terminada la guerra mal llamada de la Independencia (puesto que el pueblo volvió a ser siervo de los anteriores amos) El regalo que aquellos indeseables Borbones, hicieron al artífice de la derrota de Napoleón; Wellintong; fueron dos enormes fincas, ambas en la provincia de Granada (Íllora y Fuente Vaqueros); la segunda recuperada por los españoles, vendidas por los herederos del duque, allá por 1940 y en la dictadura de Franco, época que la pudieron recuperar los colonos allí establecidos; la segunda (la mejor) se mantiene con su casa palacio, que debe estar muy bien dotado, puesto que los actuales herederos de la corona británica, han pasado recientemente unos días en dicha casa palacio; lo que nos confirma el que no debe ser… “una casa cualquiera”.

            En plena guerra civil española, es a Franco, al que se le ofrece un regalo enorme (entiendo que otra forma de botín de guerra) puesto que si bien, se nos dijo que fue comprada en forma de suscripción pública; pero al parecer y según documentación consultada… fue “donación voluntaria-obligatoria”, pagada por los municipios de la provincia de La Coruña, cuyos alcaldes y “fuerzas vivas”… fueron invitadas a sufragar la compra y luego las muy costosas obras de acondicionamiento, del famoso pazo o castillo de Meirás… “que la escritora Pardo Bazán, había reservado para su nido de… bastante caliente paloma con pluma de escritora”; no entro en “los sacos de medallas de oro”, que recibiría el Caudillo, en forma de “agradecimientos de parte” (la otra parte simplemente tuvo que callar y aguantarse: o sea lo de siempre)… bien es cierto, que no conozco relato, en que el Caudillo Franco, pidiese nunca nada… simplemente se limitó a aceptarlo y punto. Tengo en mi archivo copia de la última nómina extendida a su nombre, en noviembre de 1975 y doy fe, de que le retenían sus impuestos y otros pagos, como a cualquier otro militar de carrera o empleado oficial del Estado.

            Pero llega la época que hoy “nos alumbra” (mejor dicho nos ha empobrecido, yo estimo que en al menos un tercio o más de nuestras posibilidades o bienes de que disponemos… algunos se han arruinado y algunos también, es que se han suicidado); pero los que han “ido ganando las guerras políticas”, todo aquel que ha podido, “se ha forrado”; se han apalancado pagas y jubilaciones de bochorno, y además, los mandatarios y tras su etapa política… muchos de ellos, son “acogidos”, en las grandes empresas, con puestos de ensueño y pagas principescas; seguro que… “en pago a servicios prestados, puesto que en el mundo del dinero nadie da nada a cambio de nada”.

 

            Y llega él último de los “caudillos políticos”… el fracasado Zapatero… y a éste, en cuya terrible etapa, nos han empobrecido el máximo de lo que ni podíamos pensar… a éste y todos “sus generales, coroneles, comandantes, capitanes y otros subalternos”; tenemos que seguirles pagando, lo que ni sabemos… se ha publicado que al “caudillo derrotado”, hay que pagarle algo así como 150.000 euros anuales, más todo lo que conlleva de servicio y “mobiliario e inmobiliario”, lo que puede suponer en total, puede que rebase el medio millón o más… ¿también hay que pagarle a los derrotados y a los que nos han devastado?... “Si el Foro Romano existiera… aquellos corruptos senadores, es que se morirían de risa”; puesto que los romanos, sí que pagaban bien a los que aportaban riquezas al imperio… pero ya saben, lo que le dijeron a los que asesinaron al lusitano Viriato. A zapatero y los suyos, lo apropiado sería pedirles daños y perjuicios; que es lo que en aquellas guerras, se exigía a los derrotados y es por lo que Napoleón terminó en “su Santa Helena”… “a otros los llevaron mucho más lejos”.

 

            Pensaba también hablar de los sinvergüenzas parlamentarios europeos y nacionales, de que quieren seguir cobrando lo que cobran y no ceden ni un céntimo, pero ese tema, quizá lo toque otro día… “hay tanta tela para cortar, que ya da asco”.

Antonio García Fuentes

(Escritor y filósofo)

www.jaen.ciudad.org (allí más)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here