Problemas con solución: Educación en México

1
50

Tiempos difíciles para el país. Inseguridad, violencia, desempleo, inestabilidad social, son algunos de los múltiples problemas que infectan a la nación y por sobre todo a su pueblo. Problemas tan cotidianos que pasan desapercibidos y con toda la normalidad del mundo, debido a la anomia en la que estamos inmersos y parece que no queremos salir.

Quiero dar mi punto de vista con respecto a esto, como estudiante que soy. Y como mismo estudiante, hablaré sobre lo que considero es una de las bases de muchos de los problemas actuales: la educación.
Vivimos en un país en el que la educación de la sociedad, es menos valiosa e importante que cualquier cosa. Se invierte más en uniformes y pistolas para el ejército que en libros decentes y escuelas adecuadas para la población.
Ir a la escuela hoy es considerado un privilegio cuando en realidad es un DERECHO. El artículo 3° de la constitución política de los estados unidos mexicanos señala que “todo individuo tiene derecho a recibir educación. El estado impartirá educación preescolar, primaria y secundaria…” ¿por qué entonces seguimos con la mentalidad de que somos unos privilegiados al recibir educación? ¿Debemos dar gracias porque el gobierno nos paga la educación básica? Ninguna persona, sea cual sea su nivel socioeconómico, deberá quedarse sin esta GARANTÍA INDIVIDUAL. Considero que el mismo estado está violando nuestra ley suprema al ir en contra de lo señalado por la misma. ¿Qué podemos esperar de un gobierno que se contradice y cínicamente violenta sus leyes?
Supongamos ahora que nos enfocamos en una persona que si tiene esta “oportunidad” de ir a la escuela.
El estudiante de hoy, se enfrenta a un sistema educativo severamente deficiente, que no alcanza ni siquiera los estándares de lo que podríamos llamar una educación regular e integral. Pareciera que la meta de la secretaria de educación es enseñar menos y peor.
Me gustaría citar otra sección del artículo 3°:
“LA EDUCACIÓN QUE IMPARTA EL ESTADO TENDERÁ A DESARROLLAR ARMÓNICAMENTE TODAS LAS FACULTADES DEL SER HUMANO Y FOMENTARÁ EN ÉL, A LA VEZ, EL AMOR A LA PATRIA Y LA CONCIENCIA DE LA SOLIDARIDAD INTERNACIONAL, EN LA INDEPENDENCIA Y EN LA JUSTICIA…”
Pero en lugar de eso, materias tan primordiales para el ser humano como la historia, el civismo y la ética son eliminadas del plan de estudios. Materias que te hacen pensar por ti mismo, que te ayudan a identificar lo que está bien y lo que está mal, que te dan CONCIENCIA SOCIAL.
Esto se podría confundir con un análisis al artículo 3° pero es necesario acordarle a la gente lo que indica, para que abra los ojos y entienda las cosas con claridad. Por eso, sépase lo siguiente:
“…EL CRITERIO QUE ORIENTARA A ESA EDUCACIÓN SE BASARÁ EN LOS RESULTADOS DEL PROGRESO CIENTÍFICO, LUCHARÁ CONTRA LA IGNORANCIA Y SUS EFECTOS, LAS SERVIDUMBRES, LOS FANATISMOS Y LOS PREJUICIOS….”
¿Luchar contra la ignorancia? es lo que menos hacen. No existe una preocupación por transmitir los conocimientos obtenidos por el desarrollo científico. No hay una promoción de los resultados de las nuevas investigaciones, al menos no abiertamente. ¿Cómo no tener prejuicios, si a veces son los mismos maestros los que te discriminan o señalan con el dedo? (aclarando que no todos son iguales, luego se molestan por la generalización).
Continuando con el tema:
“…SERÁ DEMOCRÁTICO, CONSIDERANDO A LA DEMOCRACIA NO SOLAMENTE COMO UNA ESTRUCTURA JURÍDICA Y UN RÉGIMEN POLÍTICO, SINO COMO UN SISTEMA DE VIDA FUNDADO EN EL CONSTANTE MEJORAMIENTO ECONÓMICO, SOCIAL Y CULTURAL DEL PUEBLO…”
Aquí son fundamentales las asignaturas de las ciencias sociales. Hacen que nos demos cuenta de que no contamos con un verdadero régimen democrático. La democracia no solo aparece cuando el IFE se anuncia en la tele o cuando hay elecciones. La democracia es un estilo de vida. Cada vez que el gobierno quiera tomar una decisión tendría que consultarnos a nosotros primero. Las riendas de la nación deberían de estar en manos de su pueblo.
“…SERÁ NACIONAL, EN CUANTO -SIN HOSTILIDADES NI EXCLUSIVISMOS- ATENDERÁ A LA COMPRENSIÓN DE NUESTROS PROBLEMAS, AL APROVECHAMIENTO DE NUESTROS RECURSOS, A LA DEFENSA DE NUESTRA INDEPENDENCIA POLÍTICA, AL ASEGURAMIENTO DE NUESTRA INDEPENDENCIA ECONÓMICA Y A LA CONTINUIDAD Y ACRECENTAMIENTO DE NUESTRA CULTURA…”
Resulta irónico que en México, un país con una diversidad cultural inigualable, existan personas que desconozcan de dónde venimos, quiénes somos, cómo llegamos hasta aquí. Si no comprendemos esto, no podemos comprender nuestro actual entorno y mucho menos tratar de predecir el futuro.
Tenemos una cantidad inmensa de recursos que podrían ser utilizados en beneficio de la población. En lugar de eso, nos conformamos con ser un país productor de materia prima, para luego comprar productos elaborados por otros países a un precio demasiado elevado. No hay que ser matemático para darse cuenta de que no existe un margen de ganancias.
“…..CONTRIBUIRÁ A LA MEJOR CONVIVENCIA HUMANA, TANTO POR LOS ELEMENTOS QUE APORTE A FIN DE ROBUSTECER EN EL EDUCANDO, JUNTO CON EL APRECIO PARA LA DIGNIDAD DE LA PERSONA Y LA INTEGRIDAD DE LA FAMILIA, LA CONVICCIÓN DEL INTERÉS GENERAL DE LA SOCIEDAD, CUANTO POR EL CUIDADO QUE PONGA EN SUSTENTAR LOS IDEALES DE FRATERNIDAD E IGUALDAD DE DERECHOS DE TODOS LOS HOMBRES, EVITANDO LOS PRIVILEGIOS DE RAZAS, DE RELIGIÓN, DE GRUPOS, DE SEXOS O DE INDIVIDUOS…”
Si esto de verdad se aprendiera bien en la escuela, no habría gente matándose en las calles cual animales, no existiría un alto índice de violencia y discriminación contra las mujeres, los pobres y las personas con capacidades diferentes.
La educación ya no se enfoca en el humanismo, en la ética, en la moral y en la tolerancia. Los valores han quedado en el olvido para el sistema educativo. Los derechos humanos y las garantías individuales se pisotean una y otra vez, porque nadie se preocupa en promover su respeto.
“TODA LA EDUCACIÓN QUE EL ESTADO IMPARTA SERÁ GRATUITA”
Por eso hay cientos de miles de jóvenes que no pueden estudiar, por ser tan gratuita. Aparte de tener que pagar las “cuotas escolares” y mis útiles, no me dan la educación que merezco. Como es posible que existan personas, como los honorabilísimos secretarios de distintas dependencias que gocen de un sueldo ridículamente elevado mientras hay personas que no saben ni leer ni escribir en el país.
La solución no está en ingresar a escuelas privadas, aumentar míseramente el presupuesto a la educación o reformar el programa por uno peor. La educación es nuestra, cambiémosla nosotros. Luchemos por una educación de calidad, decente y útil.
Lee, infórmate, edúcate. La educación es el mejor medicamento contra todos o la mayoría de los problemas que cercenan las extremidades de esta nación.
Por cierto, no creo que las telenovelas eduquen, sino que promueven antivalores e insensibilizan a las personas.
Y antes de terminar quiero decir que, la educación empieza en casa. Incúlcale valores a tus familiares, edúcalos moralmente y edúcate a ti mismo de una manera positiva.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here