Sociopolítica

En este mundo traidor…

 En este mundo traidor nada es verdad ni es mentira… Comienzo con este poema a Campoamor porque creo que encaja muy bien con la disposición de Mariano Rajoy de implicar a CiU y PNV en el Gobierno de España si gana las elecciones del 20N, o sea, lo mismo que hizo Aznar cuando gobernó en España. Así lo confirma en el libro “En confianza”.

Muy probablemente Rajoy acabe hablando en catalán como en su día hizo Aznar. Pero esto no es lo más relevante. Lo verdaderamente significativo es el hecho de las fuertes críticas que desde el PP, y también Rajoy, por supuesto, se han vertido sobre los socialistas cada vez que el Gobierno de Zapatero ha pactado algunos aspectos puntuales con estas formaciones nacionalistas. Rajoy, dice en su libro, que los nacionalistas deben implicarse en el gobierno de España. O sea, que se pasa del más absoluto rechazo a pactar con vascos y catalanes a pretender involucrar a estos en las tareas de gobierno a nivel estatal.

Evidentemente después del brindis llevado a efecto en las pasadas fiestas de san Sebastián, entre concejales del Partido Popular y de Bildu ¿a quién puede extrañar que ahora Rajoy nos salga con estas? Las críticas de Rajoy y sus adláteres contra el actual Gobierno de España, culpando a este de la legalización de Bildu, han sido feroces y sangrantes, creo que todos las recordamos. Esta doble moral de la derecha convenenciera y ramplona creo que los españoles deben tenerla muy presente en las próximas elecciones generales. Estos son de los que encienden una vela a Dios y otra al diablo con tal de gobernar. Por cierto, dentro de esta tabla de despropósitos e incoherencias nos encontramos ahora con que ya no prometen o aseguran en sus ofertas electorales en el sentido de que harán esto o lo otro, no, ahora eso de prometer hacer lo han dejado de lado y se dedican, como González Pons con lo de los tres millones y medio de empleos, a participar a los votantes de aquello a lo que “aspiran” si llegan a conseguir la mayoría y por tanto formar gobierno. Hombre, aspirar lo que se dice aspirar, todos podemos aspirar a mucho, pero eso en absoluto significa adquirir un compromiso ante nadie, en este caso ante los electores. Esto sencillamente es no comprometerse a nada y a curarse en salud. De todos modos son, al parecer, tan descarados y desvergonzados, que no tiene ningún reparo en criticar duramente a los nacionalistas y ponerlos a “caldo” para después alzar su copa con ellos.

En otro orden de cosas decir que en la reciente convención del PP celebrada en Las palmas el pasado día 9, Rodrigo Rato, presidente de Bankia, un banquero, propuso vincular salarios y productividad. Ante esto simplemente decir que parece ser que va ser un banquero quien dirija la política laboral y más concretamente en lo referente a salarios, del PP. Es de esperar que intente sino equiparar a los trabajadores con el sueldo que gana él en Bankia, 10 millones de uros anuales a repartir entre él, como presidente, José Luís Olivas, como vicepresidente y Luís Verdú, como consejero delegado, sí al menos que aplique una política salarial que permita a los trabajadores llegar a fin de mes aunque sea un poco “justitos”. Ahí es nada, un banquero aconsejando que salarios deben percibir los trabajadores. Esta es la derecha. Este es el Partido Popular. Este es Rajoy.

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario