Ciencia

Las españolas no usan la píldora poscoital para sustituir otros anticonceptivos

El 96,7% de las mujeres no ha dejado de utilizar su método contraceptivo habitual desde que la píldora del día después empezó a dispensarse sin receta en España. Este es uno de los datos del primer informe poblacional sobre uso y opinión de este fármaco que se ha presentado en Madrid dos años después de la polémica medida.

La Sociedad Española de Contracepción ha presentado hoy en el Colegio de Médicos de Madrid el primer estudio que analiza el conocimiento, las opiniones y el uso de la píldora poscoital entre la población femenina. El acto ha coincidido con el segundo aniversario de la implantación de la medida que permite comprar la píldora del día después (PDD) en las farmacias españolas sin pasar por el facultativo.

“A partir de la puesta en vigor en España de la normativa de libre dispensación de la píldora postcoital, se crearon una serie de mitos y bulos respecto al mal uso que hacían o podrían hacer las mujeres de este medicamento”, contextualiza Ezequiel Pérez Campos, presidente de la Fundación Española de la Contracepción. “Nosotros queríamos saber, con sólidos datos científicos, cómo usaban y consideraban este método las mujeres españolas”.

Los resultados se alejan de las predicciones que vaticinaban, entre otras cosas, que las mujeres abandonarían el anticonceptivo que antes usaban: un 96,7% ha seguido siendo fiel a su método de siempre. Y, según los investigadores, ninguna mujer utiliza la PDD como anticonceptivo habitual.

Tampoco se ha convertido en un método de uso recurrente: la gran mayoría de las que la han utilizado en los últimos 12 meses lo han hecho una vez, y “los casos de más de dos tomas son muy poco frecuentes”, asegura Pérez Campos.

Uso adecuado de la pastilla

Se han realizado 6.200 entrevistas a mujeres de 14 a 50 años de todas las comunidades autónomas. De ellas, el 14,1% han utilizado alguna vez la PDD. Durante el último año, lo han hecho un 3,9%.

La utilización está asociada mayoritariamente a una situación de urgencia, casi siempre derivada de algún problema con el método anticonceptivo empleado (un 77,7% así lo asegura).

No se conocen cifras del aumento del uso del fármaco, ya que no existen datos anteriores. Pese a ello, los médicos opinan que sí se ha incrementado el consumo. Tampoco se tienen pruebas directa de la relación entre la libre dispensación de la PDD con una disminución de abortos o embarazos no deseados.

“Aunque, sin lugar a dudas, es más sencillo acceder a este método anticonceptivo de urgencia, y el aspecto más importante a la hora de tomar la PDD es su fácil y rápida obtención, según reportan las entrevistadas”, señala María Ángeles Gómez, presidenta de la Confederación Iberoamericana de Contracepción. El estudio revela que el 33,9% de las mujeres obtienen la PDD en la farmacia.

Pero el poder adquirir el medicamento sin receta no hace que se haga de manera preventiva, para tenerla en casa en situación de necesidad: un 98,7% no la tienen en sus botiquines.

Desmontando falsas creencias

Dos tercios de las mujeres valoran como positiva la libre dispensación de la PDD, aunque de ellas, la mitad considera que deberían poder acceder a este servicio solo las mayores de 16 años.

El informe pone de relieve que algunos bulos relacionados con el propio medicamento han calado en la población española, sobre todo en el sector más joven. De esta manera, el 60,2% considera que su uso puede ser perjudicial para la salud, pese a que el EMS asegura que sus riesgos de las últimas generaciones de pastillas están muy controlados.

Un 53,4% cree, erróneamente, que es método abortivo. “El mecanismo de acción de la anticoncepción de urgencia es la inhibición por retraso de la ovulación, que impide la fertilización. No hay fecundación, y por tanto no es abortiva”, explica Esther de la Viuda, presidenta de la SEC. “Las sociedades científicas y las instituciones de prestigio internacional insisten en este mensaje, con documentos y publicaciones científicas”.

Hay otras informaciones que sí se han trasmitido correctamente a la sociedad: solo el 30% equipara la efectividad de la PDD a la de los anticonceptivos corrientes y saben que su uso es de urgencia. Un 60,2% no lo considera un método habitual. Y un 94,8% es consciente de que no protege de las enfermedades de transmisión sexual.

Aprender para desarrollar la salud sexual y reproductiva

Bajo el lema “vive tu vida, conoce tus derechos, aprende sobre anticoncepción”, la Sociedad Española de Contracepción quiere alentar, en el Día Mundial de la Anticoncepción, a disfrutar y experimentar la sexualidad como parte fundamental de la vida, sin que nadie influya en la misma, y sin más límite que el respeto a los demás.

“Es extremadamente importante respetar la libertad individual, dar a conocer a todas las mujeres y a los hombres sus derechos en cuanto a salud sexual y reproducción, para poderlos ejercer y así vivir su sexualidad de una manera libre, satisfactoria y sin riesgos”, concluye Pérez Campos.

SINC

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario