Sociopolítica

Recrearse en la situación global y acostumbrarse a nadar contracorriente

En una situación global de “crisis” volvemos a recordar que existe la clase privilegiada y la clase trabajadora, por encima de estas dos clases sociales existen los ricos. A los que va a perjudicar la crisis cien por cien es a los que teniendo que pagar impuestos, facturas, hipoteca, material escolar, tarjetas de crédito, seguro del coche y un sinfín de pagos, no pueden ni saben escapar de su situación actual.

a) La mayoría de las personas con casi cuarenta se están viendo obligados a volver de nuevo a vivir con los padres, con los hijos, la mujer y sin un duro en el bolsillo e incluso tienen que depender de la pensión de los padres y vivir como en la época de Franco, hacinados en las casas porque no hay espacio vital para vivir de una forma digna.

b) El futuro de sus hijos también se ve afectado por la forma de vida de los padres, que se ven obligados a coger cualquier trabajo que ni siquiera tiene que ver con la profesión que eligieron. No solamente no ven a sus hijos, y los cuidan los abuelos o personas externas al nucleo familiar, sino que además, en principio el rol que se ven obligados a tomar laboralmente implica un menor servicio al consumidor, porque desconocen el campo en el que trabajan por haber estudiado algo totalmente opuesto o diferente. Los hijos a su vez ven desmembrado el núcleo familiar y los que son abuelos ejercen de padres, los que son cuidadores ejercen de sustitutos de miembros de la familia que se ven obligados a pasar jornadas insufribles fuera de casa, ahí surge la frustración de los padres que a su vez repercute en la familia en conjunto.

c) La Tasa de paro es altísima, y según se espera aun se va a incrementar de tal forma que los que buscan trabajo se involucran en una lucha atroz por la supervivencia, esto ha creado caos y una desviación personal y profesional. Ahora los camareros son dependientes, los dependientes, camareros, las limpiadoras cuidadoras de estudiantes, los estudiantes buscadores de trabajo. Se han invertido los valores y los trabajos: esto perjudica en cierta manera también a las empresas porque no podrán dar un servicio cien por cien satisfactorio a sus clientes porque elegirán a cualquiera para un puesto de trabajo para cubrir la plaza, pero no se centrarán en la calidad, sino en la cantidad de empleados que despiden y que contratan.

d) Los estudiantes han visto mermadas sus expectativas de salir airosos en este Caos Mundial, por que saben que si dejan los estudios deben incorporarse a la vida laboral y que es difícil encontrar un trabajo, y que si estudian una carrera no les servirá de mucho porque algunas personas con carrera y con 4 idiomas están en el paro, y se plantean que entonces… ¿qué pueden hacer ellos aparte de perder el dinero que hay que devolver para estudiar una carrera y que están recortando en la educación: becas, ayudas, personal, profesores y Oposiciones?

Si a esto le sumas que los chicos de hoy en día solo piensan en vestir bien, impresionar, utilizar el teléfono móvil y que, normalmente, no respetan a los profesores porque saben que en cuanto alguien levante un solo dedo los pueden denunciar y se buscan las 48 horas, tenemos también una generación de “salvajes permitidos socialmente” que serán las futuras generaciones que gobernarán, trabajarán y contaminarán las futuras generaciones, embruteciendo al ser humano, si no se ataja el problema del Sistema Educativo.

Me gustaría hacer desde aquí un llamamiento a la población en general para que intenten buscar soluciones a los problemas que realmente tienen solución y que entre todos podramos buscar un punto intermedio civilizado para que podamos dejar un mundo mejor para nuestros hijos y las futuras generaciones de seres humanos que están por nacer.

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario