Los inmortales de la política española

0
115

De los 7 países más importantes de la UE, entre los que se encuentra España, los que han comprendido que la Instituciones necesitan un continuo recambio de personajes de la política, son los que empiezan a salir más airosos de esta crisis que ha empobrecido a los países consolidados.

En Alemania, el SPD, cada vez que un candidato pierde las elecciones, desaparece del primer plano de la política. La mismísima y poderosa Ángela Mérkel no tiene ningún problema en poner en marcha coaliciones de Gobierno.

En Francia, Segolene Royal, hasta hace poco líder indiscutible del PSF, solo se ha quedado como candidata para su región, donde suele ganar por mayoría.

Solo quedan Italia y España que se arrastran entre el fango de una interminable crisis, los únicos países con “políticos inmortales” que mantienen el clientelismo político según el poder que les otorgan las urnas, unos más y otros menos.

Alejo Vidal Quadras
Alejo Vidal Quadras mostrando en su poder la Llama de la Inmortalidad… Foto: European Parliament

Increíble pero verdad: mientras se hacen recortes a los derechos ciudadanos, se bajan los sueldos y se aumentan los horarios de trabajo, a los únicos a los que se les aumentan sus emolumentos es a los consejeros, asesores y liberados políticos. Los políticos no quieren perder sus privilegios, que seguimos pagando los contribuyentes. Se mantienen en el poder, pierden las elecciones, y pasan por la puerta de atrás para formar parte de los puestos de salida en las listas electorales.

El ejemplo máximo de lo que comento, se ha visto recientemente en una fotografía en la portada de toda la Prensa nacional: el secretario general del PSPV-PSOE, mostrando en un tablet, que la Comunidad Valenciana puede ser Gobernada por la izquierda en las próximas elecciones, pero no dice que si bien el PP pierde entre 14 y 16 diputados, el mismo PSPV pierde 6 diputados. Esto que en cualquier otro país sería motivo suficiente para que el secretario general y toda su ejecutiva bajaran la cabeza avergonzados y dimitieran, en España se vende como un éxito.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here