Economía

Rajoy vende el país a los chinos

El titular que se me ha quedado grabado sobre el viaje del presidente del Gobierno a China es:  “Rajoy ofrece España a los chinos como destino para sus inversiones”. Esta frase, que en un mundo globalizado podría parecer normal, al conocer el sistema inversor de los chinos ya empieza a ser menos apetitosa.

china dragón o parásitoDebemos saber que China tiene una población de 1.360 millones de habitantes, casi todos dedicados a la industria manufacturera. Es la única inmigración que creció un 3,7% en 2013, hasta alcanzar los 185.250 habitantes, en un contexto en el que en el resto de comunidades extranjeras disminuyó en España, y esto tiene su porqué: el Gobierno chino ayuda a aquellas personas que desean emigrar, con la condición de que compren a China todas las mercancías que puedan vender en el país que les acoja. Con la enorme producción que tiene el país oriental, terminará ahogando la poca industria que todavía nos queda en España.

El presidente del Gobierno ha visitado China con un discurso “camelo”.  Según el Ministerio de Hacienda, nuestro PIB crecerá un 2,5 gracias a un cambio de cálculo contable, en el que por ejemplo la compra de armamento dejará de ser gasto ¡para convertirse en inversión! Entre otras tantas ‘inversiones’. Lo que nos da que semejante crecimiento, junto a las inversiones chinas, no crearán ningún empleo, ni se recaudará más porque no habrá afiliación a la S.S. ni se conseguirá una mayor actividad laboral…

Deberemos seguir, como dice la ministra de Trabajo; pidiéndole a la Blanca Paloma que nos haga un milagro, haciendo el trabajo del Gobierno: crear empleo.

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario