Sociopolítica

La Justicia no se ha propuesto quebrar la banca

En el diario Vozpopuli se ha publicado un artículo de Miguel Alba, titulado “La Justicia se ha propuesto quebrar a la banca”. El contenido del texto es bastante curioso, ya que el autor defiende a los bancos, indicando que ha sufrido ataques indebidos desde diversos frentes y señalando que los órganos jurisdiccionales parecen haber iniciado una batalla para lograr la destrucción de las entidades bancarias.

La opinión vertida en el texto se encuentra justificada, según Miguel Alba, por diversas sentencias judiciales que, de manera discutible, han llegado a dar la razón a los consumidores, poniendo como ejemplo el asunto de los gastos de constitución de los préstamos hipotecarios, que se le están atribuyendo en su totalidad al banco en bastantes casos aunque los gastos tributarios le correspondan legalmente al prestatario. Sobre estas apreciaciones hay que comentar algunos aspectos:

  • – Es cierto que el rescate bancario pudo ser la opción menos negativa y que pudo servir para evitar males mayores. Sin embargo, eso no justifica la no restitución del dinero aportado por los contribuyentes al saneamiento financiero de entidades bancarias que, en la actualidad, están obteniendo grandes beneficios que podrían existir sin la aportación de dinero público que se realizó. Algunas ventajas se coincidieron a los clientes de bancos, pero es difícil que las mismas puedan constituir una contraprestación proporcionada.
  • – No puede generalizarse con los órganos jurisdiccionales, ya que no todos están dictando sentencias en el sentido favorable a los consumidores. Los jueces se dedican a determinar los hechos probados en cada caso para aplicar el efecto jurídico normativamente fijado. Algunos pueden equivocarse, pero no todos lo hacen.
  • – Se reconoce por Miguel Alba la comercialización por los bancos de productos financieros con falta de transparencia. Sin embargo, no insiste como debiera en la naturaleza ilegal de las actuaciones bancarias opacas y no reconoce la falta de criterio para conceder préstamos viables por el exceso de avaricia.
  • – Los abogados que iniciaron procesos contra los bancos se limitaron a hacer lo que anteriormente los bancos, satisfaciendo necesidades, pero sin vulnerar el ordenamiento jurídico vigente según se sabe.
  • – La critica a los notarios es bastante llamativa, pero no parece procedente que, una vez más, se les atribuya la mayor parte de los males que fueron originadas por los bancos, existiendo inseguridad jurídica por el cuestionable proceder de las entidades bancarias en muchos casos.

El que con fuego juega, se puede quemar. Una muestra de ello son las entidades bancarias. Los bancos arriesgaron con mal criterio sus activos y su credibilidad, adoptando decisiones que solo podían ser rentables con incumplimientos normativos. Por eso puede decirse que, si las entidades bancarias terminan siendo declaradas en concurso y liquidadas, será por las condiciones del mercado, que pueden ir acompañadas de errores de gestión y administración. Las circunstancias comerciales siempre se utilizan por muchos para justificar actividades bancarias abusivas, pero no las quieren emplear para desacreditar actividades públicas que, en contra de las reglas del mercado, sirven para ayudar indebidamente a los bancos.

Si las entidades bancarias actúan correctamente y con seriedad, tendrán difícil acceder a problemas que causen su extinción. Es lo que debe hacer cualquier empresario, que conoce la diligencia que su actividad le exige.

 

Diego Fierro Rodríguez

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario