Aplicación de la impresión 3D en la industria

0
1078

El mundo de la impresión 3D está viviendo su edad dorada. Las impresoras 3D han evolucionado una auténtica barbaridad y se han convertido en unas herramientas que sobrepasan los límites del entretenimiento, contando con una aplicación de lo más importante en el mundo de la industria.

Aplicación de la impresión 3D en la industria

Cada vez son más las empresas que ofrecen un servicio de impresión 3D o fabricación por edición. Las maquinas de impresión 3D ayudan a las empresas a realizar desde piezas sencillas que pueden funcionar como prototipo de futuros diseños, como también en la fabricación de componentes finales de alta calidad para su posterior distribución.

Todo este proceso requiere una combinación perfecta software, hardware y materiales de impresión, para formar desde una pieza sencilla hasta productos de un nivel técnico avanzado.

Impresión 3D para prototipos que sirven para evaluar la forma o utilidad

Gracias a la impresión 3D, resulta mucho más sencillo que los prototipos vean la luz. Esto resulta de especial utilidad cuando estamos llevando a cabo la creación de una pieza y queremos ver la utilidad que tiene la misma o si realmente la forma es buena. La aplicación práctica en este sentido, es la mejor forma de poder evaluar un prototipo y gracias a la impresión 3D se puede obtener de una forma rápida.

De esta manera, si decidimos hacer algún cambio, bien porque la pieza es demasiado grande o podría tener una mejor forma, estamos en el momento idóneo de llevar a cabo el cambio en el proyecto, por supuesto antes de la producción final.

Impresión 3D para fabricar pequeñas series para poner el mercado y valorar la respuesta de éste

La mejor forma de poder evaluar un producto, es ver como los consumidores lo reciben en el mercado. Gracias a la impresión 3D esto es mucho más sencillo, debido a que podemos hacer pequeñas tiradas de productos y colocarlos en el mercado, para ver como reaccionan los clientes.

La comparación con otro modelo de producción sería apabullante en este caso, ya que probablemente tendríamos que asumir el coste de unos moldes previos y llevar a cabo una gran cantidad de impresiones para que la economía de escala hiciese de la inversión algo más económico. Todo esto, con el consabido riesgo de las pérdidas económicas que se pueden dar si el producto no gusta. Por suerte, la impresión 3D, acaba con todo eso.

Impresión 3D de cantidades medianas que no es viable fabricar por otras técnicas tradicionales como la inyección en molde

Así mismo, la impresión en 3D se ha presentado como una alternativa más que económica para paliar los problemas que tienen otras técnicas de impresión más tradicionales, como la inyección en molde.

En algunos casos, la creación de este molde puede llegar a ser bastante más cara, ya que hay que crearlo desde cero y por lo tanto las primeras tiradas tienen un coste mayor para una empresa. La impresión 3D además de ser un proceso mucho más sencillo, resulta muchísimo más económico.

Impresión 3D de piezas con geometría muy compleja, no fabricable por otras técnicas

Por último, la impresión en modelos 3D gracias a estas impresoras 3D resulta una impresión mucho más precisa. De esta manera, las empresas pueden imprimir piezas que tienen una geometría más complicada y que resultaría imposible para cualquier otro tipo de técnica de modelado.

Esto dota a las impresoras 3D de una mayor utilidad y, por lo tanto, sirven para crear una determinada cantidad de piezas en donde la precisión de la misma, es un aspecto necesario. Gracias a la impresión en 3D de estas impresoras, podremos contar con piezas mucho mejor elaboradas y por lo tanto, obtener un mejor rendimiento gracias a estas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here