DRAGOLANDIA: Antitaurinos

2
135

Supongo que no todos serán así. Seguro que entre los antitaurinos habrá buenas personas, gentes de corazón misericordioso, cristianos capaces de ofrecer la otra mejilla, individuos que utilicen el cerebro para pensar y no el testuz para embestir, pero lo cierto es que abundan en esa tropa los mílites del odio, el espumarajo en el belfo y el insulto como bandera. Son la antítesis de Francisco de Asís. Presumen de lo que carecen. Se apiadan del toro, pero llevarían al matadero a los animales humanos. Consulte el lector el último libro de Boadella (Adiós, Cataluña) y repase en sus primeras páginas el texto de los mensajes que ese alto juglar recibe por correo electrónico. Ponen los pelos de punta. Ayer también yo recibí –lo envió su autora a mi web– uno de esos mensajes. Homo homini lupus. No se me erizó el vello, porque estoy vacunado, conozco a mis semejantes y a quienes por tal se despachan, vengo de vuelta y sonrío siempre. Eppur… Reproduzco, a palo seco, la misiva en cuestión, que sola se alaba. Mantengo, eso sí, su barbarie gramatical y su delirante puntuación. No me la cargue en cuenta el lector. Juzgue éste…

«No sé como te lo montas sádico, pero he de felicitarte por tu esmero, ya que cada vez que te escucho, compruebo que te has superado a ti mismo y si la última vez fue el estómago revuelto lo que me dejaste cuando fuiste a darte un baño de gloria a la monumental, aprovechando la difusión mediática que los antitaurinos íbamos a crear ese día, esta vez me ha resultado realmente complicado contener las bilis que me provoca verte esputando barbaridades por esa bocaza que dios, o seguramente de existir, satán te ha dado.

Dedícate a tu absurda literatura, que fijo que lees tan solo tú o los soplapollas de los que te rodean, en el ánimo de conseguir un orgasmo pajillero, porque la defensión de la tauromaquia no es lo tuyo.

Si el toro segrega hormonas sexuales en el momento de su muerte y a ti eso te pone, porque se nota en como cambia tu expresión (qué asco me das por dios!) y en como enfatizas el tono de tu voz cuando hablas de ello, por qué no dejas que probemos a meterte un estoque por el culo y así, a parte de conseguir quitartenos de encima, que ya nos tienes más que hartos con tus provocaciones, te proporcionamos una muerte sádica y orgásmica como nunca hubieses soñado?.
Te prometo una experiencia única e irrepetible….uhmmmmm…..

Deja ya de insultarnos, deja ya el tema que solo te lo crees tú y actores secundones que tienen que acompañarte a un coso de muerte, para darse un baño de gloria como el insulso del boadella, vaya pareja de tortolitos que estaís hechos….menos mal que os quedan 2 telediarios y por mi parte, os deseo que sean agónicos, enfermizos (me refiero a físicamente hablando, que psiquicamente es imposible estarlo más) y sobre todo solos, como muere por vuestra culpa el toro en la plaza.
Supongo que la magnitud de mis insultos, halagará tu ego y empalmará esa parte retorcida de tu cerebro que tienes entre las piernas y que dudo muy mucho, que sepas usar en condiciones.
Un saludo antitaurino y ya veremos cómo hablas cuando os quitemos los 560 millones de eurakos que os proporciona mi gobierno del sudor de nuestros impuestos, listos!!!.»

Huelgan los comentarios. Terrorífico, ¿no? Hablaba Antonio Machado de esa España inferior que ora y embiste cuando se digna usar de la cabeza… ¿De la cabeza? Algunos la tienen en las pezuñas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here