Economía

Malo cuando hablan del relevo de Botín

La “cosa” debe estar muchísimo peor de lo que nos dicen y lo que nos cuentan; algo empieza a oler mal en ese banco grande (“lo de la gran banca, hoy está bastante desprestigiado por la gran ruina que nos han proporcionado a medio mundo”) y si ello va saliendo a la luz, es por que el resto de la banca, puede ir de similar forma. De hecho se ha afirmado que ni entre ellos se prestan dinero (el famosos y socorrido interbancario ha desaparecido o al menos no corre con la fluidez de tiempos de vacas gordas)… y si ellos desconfían de sí mismos, es que hay… “no gatos… si no tigres siberianos encerrados y a  punto de salir de sus grandes jaulas”.

Puesto que se esté planteando el relevar al señor Botín de la presidencia de “su banco”… eso para mí, es como pretender que Pedro I (el grande) de Rusia o Napoleón abdicaran de sus “imperiales coronas”… No; si Botín sale de la Presidencia es que hay algo muy gordo  oculto y que irá saliendo poco a poco. Ya salió lo de los bonos basura y el cuantiosísimo capital que una de sus filiales, encasquetó a muchos y grandes inversores, que andan ya en pleitos o principios de los mismos, para tratar de recuperar su dinero y cuanto antes, puesto que se consideran engañados y estafados.

Lo que antecede me lo sugiere la siguiente noticia:

“La actual crisis económica es de tal envergadura que cada día se plantea lo que hasta ahora parecía implanteable. Por ejemplo, hay consejeros y directivos del primer grupo bancario español que hablan de sustituir a Emilio Botín, los más por Alfredo Sáenz, los menos por Matías Rodríguez Inciarte. Como en el 23-F todos ellos dicen obedecer órdenes de la cabeza, pero lo cierto es que la cabeza, el propio Emilio Botín, tiene pocas ideas claras: una de ellas es que se trata de un banco familiar, y que sólo abandonará el sillón presidencial para ser sustituido por su hija Ana Patricia, actual presidenta de Banesto”. (Diario Hispanidad 25-02-2009)

Está claro que para que estas noticias salgan a la calle, en negocios donde el secreto más estricto es la clave de todos sus entresijos; demuestra que en las profundidades del mismo, ya hay tormentas de envergadura y no sabemos si terremotos, galernas o incluso temores de un maremoto. Y lo de que ese banco es “familiar”, yo no lo estimo así, puesto que el Sr. Botín sólo posee del mismo una mínima parte y la inmensa mayoría de su capital social, lo poseen otros; lo que ocurre es que por esos astutos mecanismos del control del capital; los que logran esos mínimos actuaron y actúan como dueños y señores del “cotarro”; pero a la vista está que si el sillón del presidente se tambalea es por cuanto las presiones de otros dueños, le están empujando para que se vaya… o sea, que lo echan por inútil.

Ya veremos lo que ocurre; pero sería bueno que empezaran a tambalearse y desaparecer estos nuevos señores feudales, que con el dinero de otros amasaron enormes fortunas y deshuesan las empresas, cada año con esas pagas monstruosas y demás asignaciones que feudalmente se aplican ellos mismos cada año y en detrimento de las ganancias de los verdaderos dueños de la empresa… pues un banco no es otra cosa que una empresa… “que compra dinero y vende dinero”; y si se atuviese a ese estricto comercio y con los márgenes comerciales, seguro, seguro… que nunca hubiesen llegado las estafas, abusos y demás secuelas que ahora padecemos… lógico que todo ello lo pagasen los culpables… los que sean; yo no señalo a nadie.

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario