Cultura

Mójate por tu país.

La democracia es cultura. Afortunadamente las categorías, derecha o izquierda se van disipando. Una perdió, la otra no salió vencedora.

Aristóteles tenía razón cuando decía que, el hombre es un animal político. Por esta razón debemos invitar a nuestros jóvenes a MOJARSE POR SU PARTIDO. Prefiriendo la credencial al pasaporte. Inundarnos en nuestras raíces y navegar más a fondo. Recordando que el conocimiento nos dota del derecho a exigir. Debemos apropiarnos de los programas de gobierno. Para poder reclamar se cumplan.

El problema de fondo es la crisis del pensamiento. Tengamos en cuenta que la cultura está en crisis, y que pensar es un arte. Para llevar esto a cabo debemos mirarnos en el espejo de la libertad. Modestamente por momentos pienso: se está en crisis porque hay a quienes les conviene eso pase, y les resulta redituable la gente no piense. La única forma de ser personas es pensar. Lamentablemente en Latinoamérica tenemos campañas electorales en decadencia. Se podría decir que por estos lares la política está también en crisis. La decadencia es peligrosa porque se entra en ella y no se sabe cuando se sale. No debemos acostumbrarnos a eso. Se debe subir el nivel de la movida electoral. Teniendo por estandarte, el respeto, los valores, las raíces del pueblo, y la cercanía con el otro. Quienes quieren gobernar tendrían que ser más profundos, claros, y transformadores. Deberían obligatoriamente debatir. Haciendo así pensar a la población. Y no reírse de la inteligencia del pueblo soberano; por sobre todo dar lugar a los jóvenes. Es saludable se puedan oír todas las voces. De éste modo nos enriquecemos con la diversidad. Para mi un claro modelo a seguir es el español, luego del pacto de la Moncloa, se llamó a la gente que pensaba, a las personas valiosas y se construyó una gran nación, había gente de todos los partidos, de todas las ideologías. Lo mas llamativo es que durante años se trataron con el máximo respeto, todos trabajaron juntos, nadie se inmiscuía en la vida privada de ningún político, así lograron colocar a España como la octava potencia mundial. En América debemos volver a las fuentes culturales e intelectuales. Se debe valorar más a los artistas, porque son también quienes dan identidad a los pueblos. Recordando que el arte es una vidriera al mundo. Los políticos pasan, el arte trasciende. Un filósofo decía: En Francia soy más inteligente. Anhelaría se dijera eso de Latinoamérica.

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario