Economía

Que viene, que viene (China a punto de convertirse en la segunda economía mundial)

A puntito, a puntito de superar a la economía japonesa, declarada en recesión, China se convertirá en breve en la segunda economía del mundo, sólo por detrás de la de Estados Unidos que sigue liderando esta clasificación, por poco tiempo, por lo que parece.

Porque la ecuación es sencilla, mientras todos los países han retrocedido con la crisis, en especial Estados Unidos y la Unión Europea, por no hablar de Japón, China ha mantenido un crecimiento en 2009 de 8.7%, superando todas las expectativas.

Sin embargo, no debemos celebrar el éxito del modelo chino porque es un modelo que olvida el principal derecho del ser humano, como es su libertad, su libertad para hacer y decir lo que considere oportuno en cada momento.

No sirve crecer a tasas que se acercan a los dos dígitos, si luego la censura es la norma y el dogma es único, si la estabilidad social se mantiene a base de mano dura y si se tergiversa la historia en interés de unos pocos, la oligarquía dominante que se autocalifica comunista.

El milagro chino está basado en una moneda extremadamente devaluada, rozando la ilegalidad y la inmoralidad, que le permite exportar sin límite, gracias, también, a la explotación laboral que sufren sus ciudadanos.

En los últimos años se ha ido formando una cada vez más abundante clase media china, la cuál ha prosperado en los negocios a base de utilizar a sus compatriotas campesinos, que huyen del campo ante la amenaza del hambre, y de mantener la boca callada.

El crecimiento económico es importante, no hay duda, pero el bienestar social debería ir asociado a ese crecimiento para vertebrar una sociedad igualitaria y justa.

El modelo chino se aleja de los fundamentos comunistas que dice defender y está creando una sociedad de extremos que castiga a muchos en beneficio de unos pocos. Un modelo que funciona desde el punto de vista económico, pero que fracasa desde el punto de vista social.

Otros artículos de Rubén Sancho: ¿Cuánto cuesta un voto? (La demagogia en contra de la inmigración ilegal)

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario