Sociopolítica

Enfoques cooperativos; Hoy: “Renovarnos en sueños”


Por José Yorg, el cooperario

Constituye una actitud consuetudinaria hacer balances de nuestras vidas u empresas en estas fechas epilogas del año que se va (no sé dónde) y el advenimiento de un nuevo ciclo por transcurrir, sin contrariar ese comportamiento, en cambio, largaré algunas líneas reflexivas que destaquen la importancia de las ideas, de los sueños, como elementos de orientación en nuestro devenir.

En el actual contexto mundial observamos cotidianamente conflictos sociales que se exteriorizan crecientes, en extensión y profundidad, ello-debemos apurarnos en anotar-no son productos de la maldición de los dioses o el aburrimiento. Son a todas luces efectos de causas que ciertos y determinados sectores de la sociedad crearon a su imagen y semejanza: la desigualdad estructural a su beneficio.

¿Es oportuno en tales circunstancias hablar de sueños, de ideales, de utopías? Bien pudiéramos cuestionarnos sin sonrojos. En mi opinión no es tan sólo oportuno sino más bien imprescindible hacerlo.

Proclamo que nuestros sueños se conviertan en ideas; que nuestras ideas se conviertan en acciones; que nuestras acciones sean tareas fecundas; que nuestras acciones sean productos de nuestros sueños. ¡¡¡Sueños e ideas que nos renuevan para nuevos sueños y nuevos ideales!!!

La capacidad de soñar un porvenir mejor se aprende tempranamente, pero también es necesario protegerlo de malas influencias, en ese campo las lecciones de José Ingenieros son incomparables cuando nos señala que “No se nace joven, hay que adquirir la juventud. Y sin un ideal, no se adquiere”.

“Nuestra vida no es digna de ser vivida sino cuando la ennoblece algún ideal.”Esta sentencia de Ingenieros no fue hecha para adorno sino para su inexorable cumplimiento en la sociedad en que nos desenvolvemos.

En Paraguay los labriegos claman por tierra para preñarlas de frutos segadas por brazos fecundos y con sudor y amor.

En Argentina aun no se engendra el reencuentro entre trabajadores y el trabajo, entre la vivienda digna y el desamparado, el estudio que brinda ascenso social y la medicina despojada de su carácter de mercancía, la justicia social proclamada por Perón aun es esquiva.

Brasil, Chile, Perú, Colombia, Uruguay, en fin, nuestra doliente Latinoamérica repite estos males en mayor o menor medida pero están en cada una de esas naciones esparcidas por la mezquindad y la falta de realización de aquel sueño primigenio de Unidad.

¿Es acaso que nos preguntaremos como lo hace el maestro de maestros Enrico Emir Panzoni en su poema “En libertad y sin miedo” cuando nos interpela? : ¿Qué estamos esperando para andar? “Olvidamos cómo caminar. Esto es algo que a veces nos sucede, luego cuando queremos no se puede”.

Las situaciones de irritación social demandan nuevos sueños para nuevas acciones fecundas, cooperativas en realidad, pues la cooperación es la guía para las realizaciones  que las mayorías tenemos como tarea pendiente.

En cooperación y unidad es posible concretar las proezas de construir nuevos lazos de relaciones en armonía y equidad, que serán garantes además de la preservación de la especie humana y del hábitat llamada Tierra, hoy amenazada.

¡En la fraternidad, un abrazo cooperativo!

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario