Tambores de estanflación

1
52

El Instituto Nacional de Estadística ha confirmado hoy los datos de inflación del mes de abril que ya adelantó hace unas semanas, y nos hemos colocado en el 3,8%, en tasa interanual, y en el 1,2%, en tasa intermensual, un incremento mes a mes que no se producía desde el año 2007.

Una inflación que está conviviendo con la evidente lentitud de la recuperación económica que nos está llevando a crecer en un porcentaje tan nimio que no es significativo, con riesgo de caer en una situación de estancamiento de la economía con posible retroceso de la misma en el corto-medio plazo.

Las previsiones del Gobierno siguen siendo optimistas, y a ellas nos debemos de ceñir, pero no podemos dejar de temernos la que se nos viene encima cuando el Banco Central Europeo meta mano a los tipos de interés para detener la escalada de inflación que se está produciendo y que se adivina para los próximos meses.

En su reunión de abril, el BCE ya subió los tipos de interés un cuarto de punto para detener la inflación, pero ésta parece que no ha detenido su ascenso, por lo que es posible que en su próxima reunión de junio se planteé la opción de la subida de tipos, a pesar de que en mayo se insinuó que no sería así.

Una nueva subida de tipos supondría el estancamiento de la economía, la cuál podría convivir con períodos de inflación durante uno o dos trimestres, provocando la tan temida estanflación, es decir, la convivencia de inflación con estancamiento económico.

Tan temida por la dificultad para salir de ella al colisionar, de manera directa, las medidas orientadas a solventar cualquiera de los dos problemas que la causan de manera independiente. Si se ataca la inflación, se acentúa el estancamiento, y si se ataca el estancamiento se acentúa la inflación.

Ante esta situación, puede que sea buena medida que el BCE deje los tipos como están, apostando a que la inflación es una situación coyuntural, con lo que las economías europeas, en general, y española, en particular, generen el suficiente crecimiento económico antes de iniciar medidas catalizadoras de los procesos de inflación.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here