El sector del arte español movilizado contra la política cultural

1
151

La práctica totalidad de las asociaciones profesionales del sector del arte contemporáneo -desde artistas, a galerías, críticos, coleccionistas y directores de museos- acaba de emitir un manifiesto en el que denuncian que «nos jugamos el ser o no ser de la actividad cultural en España». Las nuevas medidas de ahorro y aumento de impuestos aplicadas por el ejecutivo central anuncian que «va a minimizar hasta la nada la actividad cultural», razón por la cual han enviado una carta abierta, dirigida al Presidente del Gobierno de España y al Ministro de Hacienda, «en protesta contra la subida del IVA y el incremento de las retenciones del IRPF».

Denuncian en ella el «progresivo desmantelamiento de estructuras básicas para su funcionamiento (del sector cultural), con una reducción de los presupuestos de las diferentes administraciones con competencias en cultura muy superior al aplicado en otros sectores productivos de este país». Y recuerdan los últimos datos disponibles: «según consta en la Cuenta Satélite de la Cultura en España, elaborada por el anterior Ministerio de Cultura, las actividades culturales y las actividades ligadas a la propiedad intelectual en el periodo 2000-2009 supusieron un aporte al VAB (Valor Añadido Bruto Total) del 3,2% y el 4,1% respectivamente. Es decir, como se indica en dicho informe, la contribución de la Cultura es superior al VAB generado por la Energía, 2,7% de media en el periodo, siendo la aportación de las actividades vinculadas con la propiedad intelectual también superior a la derivada de la Agricultura, Ganadería y Pesca, por término medio en el periodo analizado. El Anuario de Estadísticas Culturales 2011 elaborado por el Ministerio, indica que «el volumen de personas ocupadas en 2010 en el ámbito cultural se situó en 508.700, lo que supone un 2,8% del empleo total en España’.»

Y recuerdan que las desproporcionadas subidas del IVA y las retenciones del IRPF ocasionarán un efecto devastador sobre el tejido empresarial cultural, el sector de los creadores y el mercado del arte, la condición de los autónomos (artistas, comisarios, críticos, gestores culturales…) y las PYMES, todos ellos muy dañados por la crisis económica y por la paralización de muchas colecciones públicas y corporativas. De aplicarse la subida del IVA anunciada, un artista tendrá que facturar con un IVA del 21% (ahora es del 8%). Esto supone literalmente la desaparición del IVA reducido. La consecuencia inmediata para las galerías de arte españolas es la imposibilidad de competir con cualquier país de la Comunidad Europea. Todos ellos, sin excepción, tienen derecho a aplicar este impuesto reducido. Nosotros hasta ahora también lo podíamos aplicar y es aproximadamente un 13% de manera que la subida de septiembre será del 8%. Siempre será mucho más ventajoso comprar en cualquier otro país lo que abocará a la mayoría de las galerías al cierre o al traslado a otro país de nuestro entorno cercano».

Además de exigir «una retirada de las medidas propuestas el pasado día 13 de julio», los colectivos del sector del arte «se suman a la iniciativa emprendida por la Unión de Asociaciones Empresariales de la Industria Cultural para mantener conversaciones inmediatas con el Ministerio de Hacienda y la Presidencia del Gobierno con el fin de abordar el problema planteado, toda vez que el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte ha desoído al conjunto de las asociaciones profesionales del sector del arte contemporáneo en su propuesta de creación de una mesa de trabajo para planificar conjuntamente la defensa de la cultura».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here