Cultura

Paco de Lucía: una elegía

Paco de Lucía

Paco de Lucía. Foto: Alberto Cabello Mayero

El Mundo llora,

España llora,

Algeciras llora.

Pero yo sonrío, porque el maestro viaja al lugar de la bulería eterna.

De la fusión exacerbada, hermana de lo primigenio.

Su sonido, que es su alma, eterna en la piel de los que para siempre en ella habitamos

se muestra inconmensurable.

Vestida de lunares.

Y sus pasos resuenan por las calles,

ecos inagotables.

El mundo llora,

España llora

Algeciras llora.

Pero en un lugar lejano y cercano, puro y desnudo,

están de fiesta.

Es la bienvenida de los que conformaron el verso

para el que lo vistió de armonía.

Juntos ahora, por fin y para siempre

Serán la inspiración que viaja libre

Atravesando los confines del espacio-tiempo.

El mundo llora,

España llora,

Algeciras llora.

Pero no existen tormentos,

solo el compás del recuerdo imborrable

que servirá de estandarte

Para los que escrutan la melancolía.

El mundo llora,

España llora,

Algeciras llora.

Ya todos lloramos.

Aunque de alegría.

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario