Nos tienen demás calientes, tantos perros garroneros

0
117

Enfoques cooperativos; Hoy: Nos tienen demás calientes tantos perros garroneros

Vivo sacando pelusas del rincón de los olvidos

si sufro por ser sufrido soñador de la justicia

peleo por la delicia de no vivir sometido”. ( Cimbreando) José Larralde

El título de este articulo pertenece al cantautor folklórico  argentino Orlando Vera tapa_verdades_2Cruz, concretamente de la letra de su canto “Cayendo”,

http://youtu.be/IvD6RV9gfWA

y decimos sin más que prestamos sus versos para entretejer  nuestro pensamiento  y  de tal modo también damos un cálido reconocimiento a tan admirable  hombre que pronuncia en sus composiciones verdades tan evidentes pero calladas por muchos, situaciones de injusticia social, ajusta su comportamiento a las autenticas aspiraciones de una Patria mejor.

Y en verdad, en estos tiempos actuales en que la justicia es un remedo,una parodia,la democracia es significante  de una palabra hueca sin correlato en la realidad que persiste en contradecirla.

¿Es relevante la protesta social? ¿Son las calles,las rutas   escenarios  acordes para protestar, para indigarse? ¿Son suficientes, las protestas, como herramientas expresivas del mal humor social?

¿Por qué las autoridades reprimen?¿Por qué los policias  pegan? Tantos interrogantes que interpelan a los que deberían dar una respuesta racional. Vivimos en sociedades desquiciadas: inmensas riquesas junto a pobrezas.

Por ello es que el cantautor Orlando Vera Cruz nos ilustra: “En el globo ´e la política he visto subir baguales que hoy son “fulanos de tales” enchironados en la vida. Pa´ ellos, el agua florida y la máquina ´e los reales. Pero bueno… somos pobres y es la ley seguir tirando, total, flaco o engordando se ha de arrastrar la carreta”.

No se anda con vueltas el gaucho para denunciar que “Cuatrero el jefe político, ladrones los comisarios, carneadores los milicos, nosotros… los gauchos malos. Hacen rodeos de vacas, las pasan al otro lado; se arreglan certificados ahí nomás al lao del río, y todo lo suyo es mío en un Jesús alabado”.

¿Y de la protesta social que nos cuenta Don Orlando?: ¡”Proteste a ver lo que pasa! Por “calumnia” va a la reja, si reclama “está chupao”, y si se enoja… lo abuenan. ¡Qué otro remedio, mi cumpa, qué otro camino nos queda, que afilar el mellao viejo y putearlos donde quiera”!

Necesitamos poner la mirada y la mano a la obra en construir otra sociedad, otro mundo sobre bases equitativas,nuevas, renovadoras y profundamente transformadoras, el cooperativismo es un buen programa.

La existencia de la especie humana está seriamente acotada, ya lo sabemos, necesitamos saber que es posible enrumbarnos hacia otra forma de vida y de producción y aquí es necesario despojarnos de ingenuidades y perezas, hábitos tan arraigados, por cierto.

Pero ya está bueno de análisis, es hora de escuchar lo que tenga que decirnos este paisano santafesino:

“Asesino y criminal resulta e que no se dobla. ¡Pa´ las gallinas desgranan los maíces de la paciencia! Pa´ cuidar a los paisanos debe ser la policía, pa´ hacer respetar sus cosas, su dignidad, sus vaquitas. Después dicen que los criollos de haraganes pierden todo. ¡Cómo pa´ ganar al truco con un juego de ese modo! Cerca del agua he nacido, mi cuna fue el embalsao, y del hermano dorao aprendí entre los zanjones que hay que cortar tirones los anzuelos de un confiao. ¡Présteme el porrón cuñao pa´ hacerle unas confesiones porque ando en estas funciones como payaso cansao! Muerto tan sólo me rindo, porque mientras tenga vida vai  a atropellar la partida mi suerte contramarcada pa´ pedir una bolada en esta gata parida. Voy  a golpear si lo quieren castigando la corriente, cavao por una creciente, desbarrancao pero entero, con mis nidos de boyeros mirando el zanjón de frente. ¡Me tienen demás caliente, tantos perros garroneros”!

¡En la fraternidad, un abrazo cooperativo!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here