Cultura

L’elisir d’amore: revive la ópera en Zaragoza

Consonancias 65

Aunque no de la manera que quisiéramos los aficionados, la ópera sigue viva en Zaragoza. La empresa Óperaaragón, creada por la Asociación de amigos de la ópera ‘Miguel Fleta’, contribuye con su iniciativa a completar los programas que ofrecen el Teatro Principal y ocasionalmente el Auditorio de Zaragoza.

Las cosas hubieran podido ir mucho mejor, porque el nombre de Miguel Fleta levantó oscuras nostalgias en muchos aficionados, nostalgias de cuando el doctor Callizo, a la sazón consejero de cultura del gobierno regional, intentó restaurarlo con sus propias manos, sin conseguir evidentemente otro resultado que un triste esqueleto, hoy día a punto de morir. Tras un paso por viceconsejerías varias, el antiguo consejero es hoy director general del ramo, por lo cual las esperanzas resucitan y el esqueleto se puede llegar a estremecer de felicidad.

L'elisir d'amorePero de momento hay que contentarse con el digno escenario del Teatro Principal donde los pasados días 29 de abril y 1 de mayo se ha ofrecido la ópera de Gaetano Donizetti ‘L’elisir d’amore’, con una brillantísima intervención del bajo barítono aragonés Carlos Chausson, acompañado por la soprano Ainhoa Garmendia y el tenor Gustavo de Gennaro en los papeles principales.

La representación agradó al público, aunque algunas personas de mucho criterio discutían la puesta en escena, ubicada en una high-school norteamericana de mediados del siglo pasado. Para gustos, los colores. Personalmente estimo que la escenografía fue demasiado simple -los recortes también afectan a los escenarios-, pero en cualquier caso hay que aplaudir la iniciativa de traer a Zaragoza esta obra, que sigue siendo una pequeña joya musical en su conjunto y que cuenta con la famosísima aria Una furtiva lagrima.

De los intérpretes hay que aplaudir su entrega y su buen hacer, en general. Destacadísima la intervención de Carlos Chausson, que inevitablemente eclipsó un tanto al resto de los protagonistas. Buen tono el de la orquesta, dirigida por Andrea Albertin, tanto en su conjunto como en algunos de los solistas instrumentales. El coro cantó bien, aunque en el aspecto teatral se hubiera deseado mayor consistencia.

En definitiva, aplausos para esta iniciativa de la Asociación aragonesa de amigos de la ópera ‘Miguel fleta’, que contra viento y marea desarrollan una positiva labor para difundir la riqueza musical del arte lírico.

Sobre el autor

Jordi Sierra Marquez

Jordi Sierra Marquez

Comunicador y periodista 2.0 - Experto en #MarketingDigital y #MarcaPersonal / Licenciado en periodismo por la UCM y con un master en comunicación multimedia.

Dejar un comentario