Escasez de líderes y otras realidades

0
39

elecciones

Dejé mi patria nativa, el Perú, hace más de 40 años, con mujer y 5 hijos… ¿Motivos? Los de siempre: un dictadorzuelo con galones mal ganados.

  • Mas no por eso olvido. La recuerdo con cariño, y como están en puertas de elecciones, me vienen a la mente, desde la distancia, algunas conjeturas.

Es increíble que  personas mayores, con pretensiones de llegar a manejar un país, puedan comunicar sus intenciones electorales con propaganda de tan baja calidad, con el único fin de desprestigiar al contrincante, en vez de abocarse a hacernos conocer sus ideas de cambio y sus planes de gobierno, tema importantísimo que los electores necesitan, y que les darían una luz para poder elegir al mejor.

Y lo peor es que ellos no se dan cuenta, o si se dan no les importa, de que con actitudes así  llegas a insultar al ciudadano serio, haciéndolo escuchar bajezas no merecidas, y lógicamente dejándolo en una actitud de incertidumbre, y con muy pocas ganas de acudir a las urnas.  Y esa casta de candidatos, desgraciadamente, se está generalizando en Latinoamérica y en el mundo entero, con muy pocas y honrosas excepciones.

La verdad es que hay muy pocos líderes que con su carisma y la verdad te atraigan, y lo peor es que los de turno, dan más desconfianza que seguridad.

En estos días, la verdadera gente de valor, los líderes verdaderos, si  existen, huyen de la política, porque se cuidan, por cautos o por temor de comprometerse en estas desprestigiadas contiendas.

Casi todos los que están en la arena política están representando a partidos caducos, ya obsoletos, también con sus excepciones. Por eso sucede que personas con ataduras, o políticos ya gastados, o nuevos desconocidos, salgan elegidos. Ya nos acaba de pasar dos veces seguidas en Costa Rica. Vivimos el segundo. Influye además también, al decidir el voto, la poca confianza en las tres corrientes dominantes:

1- La DEMOCRACIA . Con sus temibles usureros, su obsesión por las megafortunas, sus crisis económicas mundiales (como la del 2008,que hoy en 2016 perdura), provocadas en gran parte por descontrol gubernamental y corrupción. En general la cara mala de la ‘derecha’, y la buena, con sus libertades para todo. Hay un candidato que ha sido ministro varias veces y al que no se le ha conocido nada espectacular.

2- La PSEUDOCOMUNISTA. O socialistas, equivocados en todo. Dictatorial de nacimiento y corrupta sin vergüenza. Un desastre. Con doctrinas mil veces probadas y que no funcionaron. Sin libertades y con nada bueno. Lideradas en casi todos los casos por gente resentida y maltratada, que compiten no por convicción sino por odio, usando a las mayorías olvidadas y a los jóvenes imberbes como votantes.

3- Los NACIDOS MUERTOS. Que ante la terrible escasez de ‘líderes capaces’ se lanzan a la arena política, con una desfachatez descomunal, ignorantes de todo principio moral, sin soluciones, llegando y  prometiendo locuras falaces e irrealizables y sin respuestas a los agobiantes problemas de la patria. Tal vez dos ex presidentes ya quemados, que se han lanzado, caigan también en esta clasificación, para no crear otra, porque también nacieron muertos.

Insisto en no olvidar tampoco, como catarsis, a los que países donde hay un régimen despótico, en el que lo común es que el que piensa distinto al gobernante es un “enemigo”,  allí es imposible que el resultado de la votación sea el que le conviene al país, generalmente se reeligen con el fraude electoral y el miedo o compran a los votantes con dinero o la amenaza de perder el cargo público que mal o bien obtenido, lo ejercen.

Y este tipo de esquema nefasto lo estamos viendo cada vez en más en muchas “democracias”, con el triste resultado que los gobernantes traten de quedarse para siempre  y algunos ya lo están logrando y otros ya lo lograron, casos en que los electores no cuentan para nada. Cuba, Venezuela, Nicaragua y otros. Les atrae el poder como la miel, ¿por qué será?  Hay una candidata socialista que huele a lo descrito anteriormente.

Termino con la casi súplica a que los que votan, lo hagan pensando en cuál de todos será el mejor para el Perú, encomendándonos al de arriba para que no se equivoquen, sin llegar a usar el método del ‘menos malo’, recurso que muchos electores hacen y usan con grosería.

¡Qué será lo que se le viene encima a mi querido Perú para los próximos 5 años!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here