Invertir: no ir donde va Vicente

0
33

“Cada vez que se encuentre usted del lado de la mayoría, es tiempo de hacer una pausa y reflexionar”

Esta frase, dicha por Mark Twain, que vivió de 1835 a 1910, sigue totalmente vigente a día de hoy. Cada vez que miro alrededor en mi entorno me doy cuenta que es es así. Ayer precisamente estaban los reporteros de uno de los canales privados de televión españoles entrevistando a los turistas en la playa de Benidorm. Aunque muchos estaban encantados de estar rodeados de gente, un señor de unos 70 años habló con toda sinceridad, y dijo que eso era inaguantable y que no volvería a Benidorm en agosto nunca más.

Yo estoy pasando el verano en la ciudad, y aunque no voy a negar que no me importaría pasar unos días en la playa, teniendo en cuenta que el número máximo de días que puedo disfrutar de descanso están limitados a los establecidos en mi contrato, prefiero hacer lo contrario que la masa, es decir, pasar agosto en la ciudad, y salir de ella cuando los destinos turísticos están vacíos. Precisamente ir a un destino turístico es también hacer lo mismo que la mayoría, pero ni soy asocial, ni quiero dedicar demasiado tiempo en este artículo a discutir sobre turismo, ya que sólo era un ejemplo.

¿Dónde invierte Vicente? Donde invierte la gente

invertir
Foto: Pixabay

Que Vicente vaya donde va la gente no es muy problemático, especialmente si Vicente disfruta de las playas masificadas de Benidorm y similares. Otra cuestión es lo que hace con su dinero. Si Vicente hace lo mismo que la mayoría, lo mejor que le puede pasar es que le vaya igual de mal que a la mayoría. Si encima quiere innovar, y se cree que puede ganar dinero fácilmente sin esfuerzo como algunos famosillos, la cosa puede acabar aún peor.

Hace unos días leía una noticia que decía que el mercado Forex está abierto 24 horas. De esta forma, cualquiera puede dedicarse al trading siempre que quiera. Haciendo cálculos, Vicente calcula que puede sacarse 200 euros al día. Ahora pensemos en lo que sucederá en la oficina de Vicente cuando éste explique a sus compañeros que es posible sacarse un dinero extra por la noches haciendo trading. No sólo él mismo se reafirmará en su idea de dedicarse al trading, sino que sus compañeros sentirán tanta envidia con lo que Vicente pretende ganar, que no querrán quedarse fuera. Por tanto, ya tenemos de nuevo a la masa actuando de forma similar.

En este caso, lo más probable es que todos ellos pierdan dinero, por lo que el resultado final será mucho peor que el de ir a la playa más popular de España en temporada alta, donde lo peor que te puede pasar es que un niño con los pies llenos de arena corra por tu espalda. En resumen, la frase de Mark Twain está tan vigente hoy en día, o más, que en el momento en el que fue dicha.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here